Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

104. Del cielo y mortal

Ya es suficiente, hoy acabo con él. Con lo de ayer hemos llegado al límite. Casi le saca un ojo al crío. Quién iba a pensar que se le soltarían las plumas de las alas, con lo grandes y fuertes que son, ni que fuera un gorrión.
El día en que apareció, blanquísimo y tan elegante, quisimos imaginar que era un regalo divino. Los vecinos nos envidiaban, venían a todas horas a acariciarlo y a jugar con él. Qué bonito era verlo volar. Pero eso se acabó. Empezó rebozándose en los montones de paja, luego se echó a dormir en los charcos umbríos, y ya nunca vuela, ni trota siquiera. No puedo pasarme el día limpiándole la bosta y el barro que se le pegan de tanto revolcarse. Ni le voy a seguir recortando y peinando las crines. Se pasa el día amodorrado, y ha acabado poniéndose como un tonel. No soporto más a ese vago.
Hoy no debería alegrarse tanto de verme llegar con el forraje. No se imagina lo mal que le va a sentar.

4 Respuestas

Dejar una respuesta