Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

DIC123. ESPERÓ Y ESPERÓ, de Puri Otero Domarco

Aquella Navidad Maria estaba convencida de que él vendría,su corazón le había dado un pálpito y ella siempre decía que eso era una buena señal.
Se vistió el traje de terciopelo verde que realzaba el color de sus ojos que aunque habían perdido su brillo y los tenía sumergidos en un nido de arrugas , aún conservaban un ápice de frescura.
Arregló su pelo recogiéndolo en un coqueto moño , deslizó su barra de carmín sobre sus añejos labios , y para terminar aderezó su cuello con aquel collar de perlas baratas que había sido la herencia de su madre.
El puchero estaba reposando y el calor de hogar cubría toda la casa. Preparó la mesa y se sentó a esperar, y esperó, esperó, ……esperó y ……
Dias despues llamaron a la puerta: Ring, ring, pero nadie abrió. Los bomberos entraron en la vivienda encontrando a Maria sentada con la cabeza ligeramente inclinada y encima de la mesa un papel en el que se podía leer.
_ Hijo, tu madre siempre te espe……..

24 Respuestas

  1. Puri, qué triste relato a la vez tan bueno. Todas las madres nos quieren, por desgracia muchas veces olvidamos las personas que nos quieren. Tu relato da un mensaje claro decir estas Navidades lo mucho que queremos nuestros padres. Feliz Navidad, amiga. Sotirios.(Tengo que confesarte que me siento muy triste, después de tenerla 11 años se murió ayer mi cotorra, jamás me lo podría imaginar que iba a ponerme tan triste)

    1. Gracia sotirios por comentar mi historia navideña, las madres quieren mucho a los hijos pero no viceversa sobre todo cuando ellas son ancianas . Siento lo de tu cotorra, seguro que te hacía mucha compañia, y ahora estarás solo sin su alegre cotorreo.
      saludos

  2. Puri, esa es la triste realidad que está presente durante todos los días del año, pero que en estos días duele más. Y lo que nos viene no es mejor, con todos los jóvenes que se van fuera de España, me imagino el futuro de los padres cuando necesiten el apoyo y el cariño de los hijos, y viceversa, en fin es una pena ver como muchos ancianos estan abandonados y solitos.
    Lo has contado y escrito muy bien Puri. Me ha gustado mucho, sacando a la luz este grave problema.
    Te deseo feliz año 2014
    Un abrazo

    1. Gracias maria elena por comentar mi historia, es algo que en estas fechas me pone muy triste el pensar que algunos ancianos esperen la llegada de alguno de sus seres queridos y estos no acudan a la cita.
      Un abrazo y repito gracias por acercarte . Yo tambien te deseo un feliz 2014 y que todos tus sueños se hagan realidad.
      Puri

  3. Triste, muy fuerte y triste. Cuesta creer los motivos por los que un hijo no visita a su madre. Me ha gustado “nido de arrugas”, y como la autora utiliza el “pálpito” para confundir a la protagonista. Un acierto. Suerte.

  4. Claro que cuesta creerlo , yo quise traer esta historia en estos dias pensando en hacer un homenaje a esas madres que ya ancianas estan solas esperando por ellos.Lo del nido de arrugas es que es tal cual, y lo del pálpito es para llamar la atención sobre lo que pasa al final.
    Gracias por tu comentario, y un abrazo.
    Puri

  5. La realidad es en este caso el reflejo de una sociedad deshumanizada, que abandona a sus ancianos incluso en estos dias, aunque es igual de triste todos los otros 364 dias del año.
    Gracias por pasarte por aqui y comentar, yo tambien te deseo lo mejor para estos dias y como no para todos los demas dias del año.
    Besos desde Vigo.
    Puri

  6. No era mi intención arrancar lágrimas en estos dias que dicen que tienen que se alegres,aunque a la protagonista de mi historia nunca llego a comprobar si esta vez podria ser alegre este día.
    Gracias por tu comentario, yo tambien te deseo que en el año 2014 se cumplan todos tus sueños.
    Un saludo desde Vigo.
    Puri

Dejar una respuesta