Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

ENCUENTRO B31. CUARTA RONDA

PATRICIA COLLAZO – MAR GONZÁLEZ

Los participantes aquí señalados tendrán que publicar en el espacio reservado a los comentarios de esta entrada del blog, un relato INÉDITO de un máximo de 100 palabras de las 20 horas (hora local española) del VIERNES 8 DE JUNIO que cumpla las siguientes condiciones:

En este relato (incluido el título)

esta PROHIBIDO EL USO DE LA CONSONANTE “F”

salvo en la palabra FÓSFORO, que será de uso obligatorio, ya sea en el texto o en el título.

Una vez publicado no habrá posibilidad de corregir ni reeditar.

Tras la publicación de ambos publicaremos al final de esta misma entrada un enlace a un formulario para la Votación Popular que permanecerá abierto hasta el SÁBADO 9 de JUNIO a las 20 horas.

El resultado de este encuentro se hará público en una entrada general de la sección ENoTiCias.

Podéis votar en este enlace 

8 Respuestas

  1. Volver

    – No se dice fósforo, se dice cerilla
    – Encendeme el pucho y dejá de hacerte el boludo
    Me mira con esos ojos en los que cabe el río que se cree mar. Todo es más grande en Buenos Aires. La avenida más ancha, la más larga, la que nunca duerme. Las librerías siempre abiertas y el Obelisco.
    Acompaño su regreso, temiendo perderla. Ella, teme en cambio, no ser reconocida. Pero Buenos Aires la espera como una madre en la madrugada. Ella intenta disimular la borrachera. Pero la ciudad, al ver su paso tambaleante, solo dice: pasá, que mañana hablamos.

  2. SER NIÑA EN SALEM
    Desde pequeña aprendí que había cosas prohibidas y tejí un abecedario con todo lo que no podía hacer, tocar o comer.
    Alimentar ranas.
    Bailar por el ruido.
    Cantar por lo mismo.
    Dibujar en las paredes.
    Esconderme en los armarios.
    Y fósforo. Ni encender, ni mentar. Esto era sencillo, porque en casa no había ninguno desde que mamá se convirtió en un ángel de luz en la plaza del pueblo.
    Entonces empezaron las prohibiciones y desaparecieron las cosas divertidas.
    Abrazar árboles.
    Buscar gamusinos.
    Contar cuentos.
    Despertar con besos.
    Encontrar sorpresas… y quemar deseos en la hoguera.

Dejar una respuesta