Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

50. ESA VOZ

—Encendiendo motores…

—Motores encendidos.

Aquella voz metálica aceleraba el pulso de los tripulantes de la nave, que se veían ya cumpliendo un sueño.

—Diez, nueve, ocho…

—…

El resto de la cuenta atrás ya ni se escuchó, y solo sintieron la aceleración del despegue, las vibraciones al soltar los propulsores y el cambio de la luz en el compartimento. En un suspiro ya estaban en posición frente a su objetivo, pero al fondo siempre estaba ese brillo tan tentador.

—Apertura de escotillas…

—Escotillas abiertas.

Ya estaban solos jugando entre las estrellas, como se habían prometido mucho tiempo atrás.

Quién sabe cómo, si queriendo o no, los dos astronautas perdían contacto con la nave, de la que se alejaban rumbo a la nada, pero agarrándose muy fuertemente, como si bailaran…

—Fly me to the Moon, let me play among the stars… In other words…

—Base a módulo, base a módulo. Respondan.

14 Respuestas

  1. Ángel Saiz Mora

    No hay nada como ver cumplido un sueño, pero tampoco nada peor que ver como, al alcanzarlo, no era tan idílico como parecía; además, ya se sabe, cuanto más alto, mayor será la caída, o peor aún, el viaje sin retorno. Al menos tienen una voz terrestre y cálida para acompañarles, aunque es cuestión de tiempo que pierdan la señal.
    Un relato sumamente ocurrente, unas letras en las que, como no podía ser menos, predomina la simpatía y de las que se aprende.
    Un abrazo, JM. Suerte

  2. MªBelén

    Un fantástico relato que baila en la nada del infinito. Dos personajes que cumplen su sueño demasiado al pie de la letra, navegando por el universo de manera eterna y eternamente a su manera. Atrás queda la tierra y aquí con nosotros tu genial relato.
    Un abrazo de los grandes JM.

Dejar una respuesta