Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

58. LAIKA (Isidro Moreno)

LAIKA

A mi hija Leticia, le encantaban mis disparatadas e improvisadas historias  y que acompañados de nuestra perrita Nora, con expresión babeante, hacían más llevadera la merienda de Leticia.

En uno de estos relatos, encontramos un perrita vagabunda. No era de raza conocida, pero nos gustó tanto que la adoptamos como otro miembro más de la familia.

Un día se escapó y no volvimos a saber de ella hasta ver su fotografía en los periódicos, apareciendo dentro de un cohete espacial, pues sería el primer ser vivo que  orbitaría la Tierra.

Nos sentíamos orgullosos de Laika y de que sus nuevos dueños hubieran respetado el nombre grabado en su chapita asida al cuello.

A menudo, mi hija me seguía preguntando por Laika y su destino cruel y en las noches de luna llena, Nora emitía largos y melancólicos aullidos con las orejas tiesas y la mirada clavada en alguna estrella del firmamento. Yo creo que ella imaginaba a su amiga Laika viajando eternamente y observándonos desde la ventanilla de tan enjuto artefacto.

De esto han pasado muchos años, pero he revivido el recuerdo al escuchar a Leticia contar esta misma historia a su hijo entre cucharada y cucharada de la merienda.

 

IsidroMoreno

35 Respuestas

  1. Joooo, Isidro, ya me has pisado uno de los temas que tenía pensados para mi relato. Me encanta la historia de Laika, es muy tierna, y tú la has enternecido más con tu bonito cuento. Besos y suerte.

    1. Lo siento por el pisotón. Espero que no te haya dolido mucho.
      La verdad es que el tema de Laika fue lo primero que se me ocurrió, pero lo deseché pues supuse que se trataría antes de que yo lo hiciera, pero “me asomé” a la página, no encontré nada sobre el tema y saqué a Laika a pasear, sin saber que tú la estabas acicalando.
      Se lo he dedicado a mi hija Leticia que hace un mes ha tenido su primer hijo.

      Muchas gracias Belén por leerme y comentar. Un beso.

  2. Ángel Saiz Mora

    Has recreado la historia de cómo un animal anónimo pasó de lo cotidiano a formar parte de la historia de la Humanidad, a adquirir un carácter casi mítico. Lo has hecho, además, con una ternura que hace obviar que se trató de un sacrificio deliberado, eso si, en aras de la ciencia. Te confieso, amigo Isidro, que a punto estuve de tomar también como personaje a esta perrita, heroína a su pesar, tan pionera o más que Gagarin y tan rusa como él. Lo curioso es que han hecho falta 58 relatos para que llegase, eso es porque te estaba esperando a ti, aunque seguro que si Belén escribe otra historia sobre ella también lo borda, como tú lo has hecho.
    Un abrazo fuerte, Isidro. Suerte

    1. En principio también quise tratar el tema del trato animal, lo soviético y la soledad de Laika, pero pronto me di cuenta que en 200 palabras no dan para tanto, por lo que lo dejé en un cuento infantil dedicado a mi hija.

      Gracias amigo Angel por dedicarme tu tiempo. Lo de la suerte que me deseas no me va a ser necesaria, pues soy jurado este bimestre y como sabrás, no entramos en “competición”.
      Un fuerte abrazo.

  3. María José Viz Blanco

    Relato tierno y bueno.¡Enhorabuena, Isidro! La de historias que se cuentan y contarán, para que los niños tomen su merienda… Laika es, sin duda, un personaje real pero muy literario, a la vez.
    Saludos.

  4. Pablo Núñez

    Pero qué gran relato, amigo Isidro. Se dice que las grandes historias pasan de generación en generación y se transmiten de boca en boca. Esta que tú has escrito es de las que debería perdurar eternamente.
    Eres un genio, y no es la primera vez que te lo digo ni la primera vez que lo demuestras.
    Sobra decirte que me ha encantado.
    Un abrazo.
    Pablo.

    1. Se nota que me miras y me ves con ojos de amigo. Estoy convencido de que efectivamente las hisorias se transmiten de boca en boca y de generación en generación. Afortunadamente la imprenta evitó el olvido de muchísimas historias evitando, también, la deformaciión y variaciones continuas de la original, aunque no sé por qué te cuento esto amigo Pablo, si ya lo sabes mejor que yo.
      Muchas gracias Pablo. Un abrazo.

  5. M Belén Mateos Galán

    Como bien dicen por aquí arriba, esta perrita te estaba esperando para que contases su historia y debe sentirse muy contenta por el tono, la suavidad de las palabras y esa dedicación a tu hija Leticia.(Enhorabuena por tu nieto)
    Con gran sencillez has sabido plasmar toda una historia preciosa y que te gusta leer.
    Un beso grande Isidro, creador de grandes relatos.

    1. Ciertamente la simpática imagen de Laika, sola, alrededor del mundo, siendo ella la única desconocedora de su final despiadado, es suficientemente emotivo para crear mil historias y cuentos infantiles.
      Muchas gracias por tu generoso comentario.
      Un beso M. Belén.

  6. Hola, Isidro.
    A mí también me ha gustado mucho la historia de Laika por la ternura con que las has transmitido. Dándole, incluso, un aire que se aleja -a pesar de todo- del tono trágico.
    Un abrazo y suerte.

  7. María Jesús Briones

    Un merecido homenaje a la perrita “Laika”, pionera espacial, contado con mucha sencillez, que llega a todos los lectores.
    Suerte

    1. Al planteármelo como cuento infantil, he intentado darle toda la sencillez posible., aunque la verdad, siempre pretendo escribir llano y claro, que no me es fácil.
      Muchas gracias María Jesús por leerme y comentar.

  8. Precioso homenaje a Laika… en un principio pensé en ella para participar esta vez, pero me da tanta penita… además no lo hubiera hecho tan bonito como tu.
    Un abrazo y suerte

    1. Jaja! creo que todos pensamos en Laika de primeras, de hecho ya he comentado por ahí que “me asomé” a la página y no vi a la perrita por ningún lado, por lo que me puse a ello.
      Muchas gracias por tus palabras. Ah! la suerte no la necesitaré esta vez, pues soy jurado y no entro en competición, pero gracias de todas formas. Un abrazo Rosy.

  9. Tony Montes

    Isidro. Me ha encantado tan tierno relato. No se muy bien que es mas envidiable si Layka con sus grandes aventuras espaciales o tener un abuelo que te cuente todas esas aventuras y muchas mas. Yo decididamente envidio mas a tu nieto.

    1. Gracias Tony. Lo que aún no les contaré para evitar el sabor amargo, es que la pobre Laika sólo vivió cinco horas encerrada en aquella pionera nave espacial.Eso formaría parte de otro relato más propio para adultos.
      Un abrazo.

    1. Hay ciertas historias que se quedan grabadas para siempre en la memoria individual y colectiva. Forman parte de nuestro patrimonio, para lo bueno y para lo malo. Creo que esta historia y las imágenes que de ella obtuvimos muchos -entonces- jóvenes, se nos quedaron para siempre.
      Un abrazo amigo Carles y muchas gracias por comentar.

  10. Calamanda Nevado

    isidro, bonita forma de contar la separacion de una mascota con tanta ternura, y todo lo que eso supone hast llegar a ese final tan esperanzador. Suerte y saludos

  11. Pese al triste final sufrido por esta involuntaria perrita espacial, hay que reconocer que ha pasado a formar parte de la historia y que tiene el cariño y reconocimiento de varias generaciones. Me gusta que le des protagonismo en un cuento para que siga siendo así muchas generaciones más. Un relato muy bonito y tierno, Isidro. Enhorabuena y un beso grande.

    1. Sí, yo también creo que es buena idea rememorar a personajes que han puesto más que un mero grano de arena para forjar la Historia.
      Muchas gracias Matrioska por tu gentil comentario.
      Un beso.

  12. Malu

    Como bien dirías tú mismo, querido Isidro, “mancantao”, queda demostrado que los hijos imitan a los padres y que tú a Leticia le dejaste un saber hacer que le está transmitiendo ahora mismo a su hijo.
    Un beso grande y enhorabuena por ese peque y este relato como homenaje a Laika.

  13. Ton Pedraz

    Después de este magnífico relato, tus nietos se van a quedar boquiabiertos cuando te pongas a contarles historias.
    Me ha encantado cómo has convertido una temática con ciertos tintes trágicos, que a ninguno se nos escapan, en un cuento infantil.
    Enhorabuena Isidro, por todo. Y mucha suerte.
    Ton.

  14. La verdad es que es un buen ejercicio de imaginación el narrar cuentos a los niños, porque al final se te acaba el repertorio de los clásicos (Caperucita, Pulgarcito, los cerditos) y acabas inventado historias en las que metes al niño, a sus primos, a tí mismo y si es menester al vecino, a Laika o al mismísimo Principito.
    Muchas gracias por comentar.
    Un abrazo.

  15. Salvador Esteve

    Confieso que también pensé en escribir sobre este mismo tema, pero las musas ya habían elegido la pluma ejecutora de la historia, y me alegro, pues tú la has llenado de ternura y amistad. Precioso regalo para tu hija. Enhorabuena y abrazos.

Dejar una respuesta