Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

62. MARLOWE Y EL CASO DE LA MUJER INVISIBLE (Manuel Menéndez)

Cuando entré en Ciro´s el panorama era desolador. Junto a la barra Clark Kent yacía con el cuello torcido en un ángulo imposible. Al lado del teléfono, el pequeño Peter Parker empapaba con su sangre el linóleo del suelo, mientras los sesos de Bruce Wayne se repartían sobre las teclas del piano. Superman, Spiderman y Batman habían sido destrozados con saña cuando se relajaban después de una dura jornada combatiendo el crimen. El asesino les había cogido desprevenidos; sin duda era alguien de confianza, conocedor de sus costumbres. Por encima del olor a pólvora y sangre percibí un tenue aroma que me trajo imborrables recuerdos de la noche anterior.

Volví a mi despacho y me serví un bourbon. Aguardé contemplando pacientemente la silla vacía hasta que Susan Storm se materializó ante mí. Llorando, intentó explicarme lo despreciables que habían sido, cómo la utilizaban para luego abandonarla haciéndola sentir invisible. Después se giró insinuante desabrochándose la blusa. El olor a lavanda inundó la estancia y sonreí hastiado mientras le vaciaba el cargador en la espalda. Luego encendí un cigarro y aspiré el humo, felicitándome por mi trabajo como detective privado. No ser ningún héroe es lo que me mantiene con vida.

18 Respuestas

  1. Ángel Saiz Mora

    Genial este detective mítico, no solo resuelve un caso difícil, que superó a los más grandes, sino que también salva de paso su propia vida. Qué peligro tiene esa Susan Storn cuando ataca por sorpresa sin que se la vea, aunque cuando se deja ver y utiliza sus armas es todavía más efectiva, pero Marlowe es mucho Marlowe; como bien remata, toda una filosofía, práctica y efectiva, no es un héroe, pero sobrevive. La venganza de una mujer a la que hacen sentirse invisible es todo una genialidad.
    Un relato con mucho oficio, personajes conocidos, género negro y buena retranca.
    Un abrazo grande y suerte, Manuel

    1. Manuel Menéndez Miranda

      Muchísimas gracias Ángel, siempre amable en tus palabras. Mira, te confieso q este relato contiene todo lo que yo le pido a algo escrito por mí: me he divertido un montón escribiéndolo ?. Lo único q espero es q despierte al menos una sonrisa a quienes lo leáis, con eso me basta y m sobra. Yo tampoco aspiro a héroe ?

  2. Vaya, vaya con el detective, qué frialdad más a propósito para conseguir sus medallitas. Cuánto superhéroe desperdiciado.
    Con tamaña pérdida genética la normalidad se instalará eb el mundo por fin. ¿ O guardas un as en la manga Marlowe, Manuel? ¿Continuará? Muy bueno. Feliz día.

    1. Manuel Menéndez Miranda

      Marlowe siempre continúa y, como el mismo dice, el día que le toque una bala el mundo no se detendrá. Muchas gracias. Feliz día.

  3. Jesús Garabato Rodríguez

    Ay, ese olor a lavanda… Confieso que he tenido que informarme sobre varios de los nombres propios que citas en el texto, pero ¿qué quieres?, yo, sobre superhéroes, lo justo; Superman y poco más. Te ha quedado chachi el relato, Manuel. Me ha gustado. Suerte y saludos.

    1. Manuel Menéndez Miranda

      Gracias Jesús, yo tampoco fui muy de comics, pero la mujer invisible me fascina ciertamente, jeje. Un abrazo y gracias.

    1. Manuel Menéndez Miranda

      Jajajaja, gracias Paloma, me encanta que sea “muy mio”. Me lo he pasado muy bien escribiéndolo, eso seguro. ¡Un besote amiga!

  4. Pablo Núñez

    Desde luego es que Marlowe sí que es un superhéroe de los duros. De los que te gustan.
    Una genial propuesta llena de originalidad y maestría. Ni Chandler. Soberbio.

    Un abrazo.
    Pablo

  5. Asun Paredes

    No se puede negar que tu Marlowe es un tipo duro, Manuel. No le tiembla la mano ni para disparar a su chica. Ni el mismísimo Bogart era tan implacable.
    Me encanta ese aroma de lavanda, me trae recuerdos de cierta copa.
    Un beso y suerte.

  6. María José Viz Blanco

    Manuel, eres un narrador nato. Yo me atrevo a decir que antes que músico, eres contador de historias. Me ha gustado mucho.
    Un fuerte abrazo.

  7. Qué dura la imagen final de nuestros míticos superhéroes, un final inesperado teniendo en cuenta de quién viene, que no sólo es invisible sino que se siente y hacen sentir invisible.
    Me gustó esta mezcla de detectives y superhéroes.
    Te felicito, MANUEL.

    Cariños,
    Mariángeles

  8. Salvador Esteve

    La invisibilidad ante los demás como móvil, genial. Ciertamente, el ser consciente de tus limitaciones hace que tus sentidos estén más susceptibles, y ese perfume con aroma a crimen le salvó la vida. Muy divertido y original, Manuel. Abrazos y suerte.

Dejar una respuesta