Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

85. Nefertino, el del alma libre para amar (María Rojas)

Nefertino navega en un barco destartalado en el que transporta madera.

Algunas veces se desvía de su ruta para adentrarse en la isla de las manjarinas. Es el único marinero que trata con esas peces, de colas tentadoras y voluptuosas.

Asegura Nefertino, un maestro en las ciencias amatorias, que en uno de sus viajes, haciendo gala de su don de encantador, se las echó al bolsillo. Cuando las visita les prepara una bebida de flores de quereme,  y como las manjarinas son golosas, abren sus boquitas, y se lo beben todo. Después, dichosas, hablan en tropel, hasta que vencidas de amor se zambullen entre sus brazos.

Nefterino no se complica la vida. Las ama y se va.

40 Respuestas

  1. Virtudes Torres

    ¡No sabe nada tu Nefertino!
    Conque MANJARINAS ¿eh?
    Manjares y manjares son los que él lleva y los que ellas el dan.
    Suerte y Abrazos.

  2. J u a n P é r e z

    Estos solitarios navegantes con ideas propias, me emocionan M a r í a . Tu “Lobo de Mar” Nefertino me cae muy bien y desearía poseer el secreto de la elaboración de sus bebedizos y filtros. Enhorabuena a ambos. Me despido brindando contigo con ron con miel (yo soy muy clásico) ” J “

  3. Ángel Saiz Mora

    Un hombre práctico, desde luego, él ofrece lo que tiene y todos quedan satisfechos. Un texto sensual donde destaca la curiosa personalidad de su protagonista, además de esas sirenas renombradas manjarinas (muy lograda la denominación).
    Suerte y un saludo.

  4. Hola, María.

    Nefterino o Nefertino (que no sé yo muy bien cuál será su nombre en realidad) es un seductor que las enamora a todas. No me parece mal tipo, así que le dejaremos disfrutar mientras pueda.
    Un bonito cuento, María, muy bonito.
    Besos.

    1. María Rojas

      Mira que si no lo dices, no caigo en cuenta que lo escribí diferente al final. Pero también le va bien al personaje. Jejeje.

      Rebesos.

  5. Esperanza Tirado Jiménez

    Un pirata del amor, o un Don Juan embarcado, con una enamorada esperando en cada puerto.
    Como la canción aquella de ‘Soy capitán, soy capitán, de un barco inglés y en cada puerto tengo una mujer…’
    Suerte María.

  6. Se lee con ligereza y buen ritmo, y te dibuja una sonrisa. Los nombres escogidos con gran acierto, son sonoros y sugerentes. Unos veran nectarinas y naranjas, otros evocaran la belleza de Nefertiti pero en varón, en fin, muy buen relato.
    Suerte y abrazos

  7. Vaya con el tal Nefertino. Es que lo de elegir siempre es un rollo… Mejor no complicarse la vida y amar a todas (jajaja).
    Me has dibujado una sonrisa, María, y qué bien contada. Parece que le precede un trabajo de investigación y recopilación de información sobre las costumbres y características de las manjarinas. Muy bien.

    Un abrazooo

  8. Rafa Heredero

    Eso es lo que llamo un Espíritu Libre con mayúsculas. Si pudiésemos hacernos con el bebedizo de las flores esas… Nos conformaremos con disfrutar de tu relato tan sugerente.
    Suerte y saludos.

  9. Es lo que tienen esos viejos de mar que mueven maderos, que no se andan por las ramas. Qué si las sirenas, que si las vírgenes, que si las amazonas, que leñe, donde estén las manjarinas que se quiten todas las celosas del mundo. Anda que la has liado bien, a ver si hay suerte seleccionan algo de humor, que siempre son triste. Suerte.

Dejar una respuesta