Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

56. Regreso al futuro (Beatriz C.E)

La localización del  fin del mundo me pillaba a desmano así que, el día señalado por los profetas no acudí a la cita. Había dejado a todo el mundo tirado y, a mi regreso, me encontré a todo el mundo criando malvas. Supe que habían luchado con honor porque hasta mi lejanía llegó el eco de sus huesos. Contemplé el desastre de la contienda. La desnudez de la nada como paisaje, me dañaba la vista y el corazón. La ansiedad se apoderó de mí. El cuerpo me pedía un cigarrillo, dos, la cajetilla entera. Pero el último me lo había fumado poco antes del exterminio. De los estancos, estanqueros, plantadores, recolectores, tabacaleras, fumadores, no fumadores, y ex fumadores del mundo, no quedaba rastro alguno.

Ahora empiezo a añorar el pasado que se desvaneció en el aire, a temer al silencioso futuro que me aguarda. Respecto al presente… el presente es infumable. Debí saltar cuando aún existían los precipicios.

19 Respuestas

  1. ¡Qué bueno, Bea! Me lo creo perfectamente. Aunque es cierto que la realidad acaba superando a la ficción y, tal vez, hasta te hayas quedado corta.
    Y así, como quien no quiere, vaya frases poéticas que camuflas (la desnudez de la nada como paisaje…)
    Abracicos.

  2. Ángel Saiz Mora

    Con un futuro así cualquier tiempo pasado ha de ser mejor por fuerza. Original texto con aires de ciencia ficción apocalíptica, un verdadero infierno para el superviviente que vuelve, con el agravante de que, además, es un fumador empedernido.
    Suerte y un saludo, Beatriz

  3. Muy imaginativo, Beatriz. Me gusta mucho a pesar de lo catastrofista. No me gustaría verme en el pellejo del protagonista y tener que llegar a pensar “Debí saltar cuando aún existían los precipicios”. Tremenda situación de desesperanza. Suerte y saludos

  4. Un viajero del tiempo que ni siquiera viajando en el tiempo puede desprenderse del vicio del pucho, y encima, para colmo de males, ya no hay- literalmente- pucho en el mundo que le calme la ansiedad… le va a tocar buscarse otro vicio al hombre, jajaj.
    Bromas aparte, me ha gustado mucho, BEA. No solo por ese juego de tener que fumarse un presente infumable, sino también por esas metáforas a las que ya otros hicieron referencia: la nada como paisaje y los precipicios que ya no existen.

    Te mando un beso grande,

    Mariángeles

  5. Gloría Arcos Lado

    Un guiño de humor en medio de una catástrofe. Además efe a la soledad deberá enfrentarse también a la ansiedad de no poder saciar su vicio.

  6. Yolanda

    Muy original, me encantó.
    Creo que repites “a todo el mundo” en poco espacio, si pones por ej. “estaban todos criando malvas” me parece que suena mejor.
    Suerte.

    1. Gracias por tu comentario, Yolanda. Te aseguro que no publico ningún relato, ni cuento, ni poema si no está revisado mil veces. La frase está escrita así, con toda la intención. En principio pensé entrecomillar los dos “a todo el mundo” pero luego pensé que no era necesario porque se entendía por sí solo. Un saludo.

  7. Reve Llyn

    Muy buenos esos juegos del lenguaje con el fumar y el no.
    Muy curiosa tu visión de la batalla.
    La última frase me encanta. Me parece toda una definición de derrota.

  8. Me ha gustado mucho como has entrelazado esos planos por momentos reales por momentos surrealistas. Sin duda alguna el final pone el broche a un texto que te deja tan buen sabor de boca que regresas de nuevo a re-leer y disfrutar. Mucha suerte 🙂

Dejar una respuesta