Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

48. UN RAYO DE SOL (Pilar Alejos Martínez)

Al finalizar su jornada, tras soportar los inconvenientes de una larga noche de lluvia, regresa a casa bajo el paraguas por una estrecha y empinada calle, esquivando los charcos acumulados en el empedrado para evitar mojarse los zapatos. Las últimas gotas golpean sobre la tela, rítmicamente, entonando una agónica letanía.

En medio del sepulcral silencio, retumban escalofriantes sus pasos transformándose en un sonido siniestro.

De pronto, escucha el repiqueteo de unas pisadas rápidas que se acercan por su espalda. Instintivamente, se vuelve para ver quién se aproxima con tanta prisa. A lo largo de toda la calle no hay ni un alma, está completamente vacía. No puede ser. Habría jurado que alguien venía a toda velocidad. La inquietud y el nerviosismo se apoderan de él. Su rostro empalidece y se le eriza la piel. Presiente que algo va mal, debe escapar sin mirar atrás.

Por un momento, entre un claro de nubes, un destello de sol proyecta sobre la pared la sombra de una niña. Parece abatida, su cabeza vuelta del revés mientras el tronco huye. Ha reconocido su repugnante olor. Espera agazapada hasta que la descubran, a que rescaten su cuerpo del interior de esta sucia y fría alcantarilla.

32 Respuestas

  1. Pilar, un relato que al leerlo uno se da cuenta que no hace falta la fotografía para entenderlo. nos describes perfectamente con tus letras lo que quieres que el lector vea y sienta. Uno siente la reacción de tu primer protagonista al ir leyéndote, ese miedo esa darse cuenta de donde está, y luego nos impactas al descubrir lo que nos nuestra ese rayo de sol. Enhorabuena, te deseo mucha suerte. Aprovecho también para felicitarte por la elección de tu relato “La Cita” de la anterior convocatoria.
    Muchos besos.

  2. Qué pena que tu protagonista, por mor del miedo, no haya descubierto a esa pobre niña. Con qué agudeza nos presentas a ese chivato rayo de sol traspasando la alcantarilla y que lo descubramos nosotros, que no podemos hacer nada por ella… A ver si con el próximo transeúnte lo logra, aunque solo sea para descansar en paz…
    Excelente párrafo final, que encaja muy bien en la historia, pero que además podría subsistir por sí solo.
    Me ha encantado, Pilar.
    ¡Suerte!

    1. Rosy, hay fotografías que te gritan una historia y esta es una de ellas. Me alegra mucho que te haya gustado. He intentado que el relato se visualice sin necesidad de la imagen.
      Muchas gracias por tu buena valoración, por pasar y dejarme tu comentario.
      Besos apretados.

    2. Rosy, he intentado inspirarme en la imagen pero que el relato pueda funcionar de manera independiente a la fotografía.
      Ese rayo de sol nos desvela por un momento la clave del relato.
      Me alegro que te haya gustado.
      Muchísimas gracias por dejarme tu hermoso comentario.
      Besos apretados.

  3. Jesús Garabato Rodríguez

    Mientras vamos leyendo tu texto, consigues que sintamos ese cansancio, y que percibamos el tenue sonido de esas gotas finales que pretenden dejar paso al nuevo día, con todo lo que este puede traernos. Bueno, más bien al protagonista. Menos mal, porque ese temor que supone el no ver o o el no ser capaz de distinguir lo que “sabemos” que está ahí, también se las trae. En resumen, que me ha gustado mucho tu “visual” (o cinematográfico) relato. Suerte, Pilar. Besos.

    1. Jesús, me alegro que te haya gustado y si he logrado describir bien la escena con mis palabras, para que el relato pueda funcionar a pesar de que no esté la imagen, entonces he conseguido mi objetivo.
      Muchísimas gracias por pasar y dejarme tu comentario.
      Besos apretados.

  4. Ángel Saiz Mora

    Las noches de lluvia son el escenario perfecto para el terror, más aún que las de niebla, que también se las traen. Tu protagonista no está seguro de si lo que sus sentidos perciben es o no cierto. El escucha, siente, presiente. cerca de él se producen sucesos inusuales. El miedo se recrudece tras transformarse en terror. Sus temores eran ciertos. un crimen atroz sigue sin desvelarse. Tal vez en un día con más luz y con otro transeúnte.
    Un relato inquietante, Pilar, con el contraste de ese sol que avisa de la peor de las tinieblas en medio de la noche.
    Un abrazo y suerte

    1. Luisa, en efecto, se produjo en algún momento un crimen que sigue sin resolver. Espero que un rayo de luz te muestre las claves del relato.
      Me gusta saber que te interesa seguir descifrando lo que el relato oculta, que a veces es más de lo que dice.
      Muchísimas gracias por tu comentario. Me encanta.
      Besos apretados.

  5. Toda la primera parte tiene los componentes de un relato de terror, descritos de modo muy visual. Y al final nos espera la sorpresa de un asesinato que pugna por ser descubierto.
    Nos dejas a los lectores con el deseo de que entre más luz en esa alcantarilla, para que la niña pueda descansar en paz.
    Me ha encantado, Pilar.
    Enhorabuena por este relato y por ser finalista en la convocatoria anterior.
    Besos.

    1. Carmen, espero que, al fin, un gran rayo de luz le devuelva la paz a la niña y se haga justicia con el culpable-
      Has leído perfectamente las claves de mi relato. Muchas gracias por tu acertado comentario y por tus felicitaciones. A ver si hay suerte y hay un sitio para mi relato en el próximo libro.
      Besos muy apretados, amiga.

  6. Hola Pilar, qué inquietante me ha resultado la lectura de tu relato, impacta desde el principio. Pero me surge una duda, cuando dices “Ha reconocido su repugnante olor”, me has dejado de piedra ¿Era el asesino? Parece como si la niña, desde las profundidades de esa alcantarilla intentara llamar la atención no solo para descansar en paz, puede que para generarle inseguridad al asesino. Igual no lo he interpretado bien, pero me ha sobresaltado esa idea.

    Terrorífica, inquietante, como te dije al principio, y sublime historia. Mucha suerte con ella. Saludos.

    1. Maribel, cuanto me he alegrado al leer tu comentario. Has dado con la clave del relato. Cuando digo “Ha reconocido su repugnante olor”, en efecto, se refiere al de su asesino.
      Tus sospechas son muy acertadas al igual que tu comentario.
      Muchas gracias por pasar a leerme y por tus palabras para mi relato.
      Besos apretados.

  7. María José Sánchez

    Hola, guapísima. Te mueves como pez en el agua también en los temas de suspense. No se te resiste nada.
    Un relato que te tiene en ascuas desde el principio y que, a medida que se va leyendo, te hace partícipe de su terrorífica trama. La niña, desde luego, se las trae, con ese giro de cabeza… Perfecta interpretación de la silueta; no como la mía, que he hecho caso omiso del cuerpo retorcido. Me ha encantado, como todo lo que escribes. Eres un ángel de persona.
    Millares de besitos.

    1. María José, por tus preciosas palabras al valorar mi relato se ve que me tienes mucho cariño. Lo mismo me pasa a mí contigo. Me encanta lo que escribes, pero sobretodo me gusta la bella persona que eres.
      Muchas gracias por todo, preciosa-
      Besos apretados.

      1. María José Sánchez

        Es muy fácil tenerte cariño, Pilar. Sencillamente, te haces querer. No hay más.
        En lo que atañe al tema literario, esa sensibilidad que canalizas a través de las letras dota a tus textos de una luz inmensa. Cuando se lee algo tuyo, un halo de paz y bondad impregna todo.
        Besitos, preciosa.

  8. Caramba, Pilar. Con ese título tan luminoso, no imaginaba adónde nos ibas a llevar. Es un relato impactante, lleno de imágenes, pero también de sonidos y hasta de olores. Muy vívido.
    Suerte y abrazos.

  9. Salvador Esteve

    Un relato que va in crescendo en intensidad. La conciencia estimula su miedo, y una sombra llama a la luz para, por fin, conseguir su añorado descanso. Buenísimo, Pilar. Abrazos y suerte.

  10. Manuel Bocanegra

    Vaya atmósfera que has conseguido. Con una adjetivación magnífica nos haces sentirnos dentro del relato a medida que la intensidad del relato crece. Luego el final nos ofrece una inquietante revelación. Un relato donde lo fantástico adquiere un punto terrorífico como culminación a un clímax de suspense. Enhorabuena, amiga Pilar. Besos apretaos.

Dejar una respuesta