Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

62. VIAJE A NINGUNA PARTE

Carga con el viejo baúl que siempre lo acompaña. París, Londres, Nueva York… han dejado sus huellas pegadas sobre la piel ajada. Han perdido la brillante purpurina que antes hacía que destellaran. Ahora sangran olvido por las heridas que el roce del camino les ha ocasionado con los años.

Cuando la memoria le es esquiva, le ayudan a recordar dónde ha estado y cuál es su nuevo destino. Viaja ligero de equipaje. La vida no le permitió nunca echar raíces. En él guarda sus enseres personales y sus eternos compañeros, que jamás lo han abandonado: García Lorca, Calderón de la Barca, Lope de Vega, Shakespeare, Fernando de Rojas, José de Zorrilla, Dante Alighieri…

Esta noche sobre el escenario, al caer el telón, dejarán de latir sus pies cansados.

26 Respuestas

  1. Jesús Garabato Rodríguez

    Me encanta la poesía y la melancolía que nos haces sentir leyendo tu texto, Pilar. Nos presentas una historia, por desgracia demasiado habitual, en donde vemos que un trabajo, por mucha que sea la vocación con la que lo ejerce el protagonista, parece no permitirle disfrutar de la vida fuera de ese ámbito. La posibilidad del éxito o del reconocimiento es importante para muchos, pero… ¿a cambio de qué? ¿De la soledad al llegar, cada noche, al hotel? ¿De tener que estar, cara el público, siempre dispuesto y de buen ánimo, incluso en la antesala de la muerte? Saludos y suerte.

    1. Jesús, cuanto me han gustado tus palabras. Coincido con ellas, hay trabajos que, por su exigencia o por sus especiales características, impiden llevar una vida como la de los demás. Eso al final del camino se traduce en soledad.
      Muchísimas gracias por tu comentario.
      Besos apretados.

  2. Martín Zurita

    Hola, querida Pilar.
    El título de tu propuesta ya nos instala en este viaje de signo negativo, tanto que termina con la muerte del histrión, del actor, anunciada por esos fallos en la memoria, y en esa piel ajada del que anduvo por el teatro de la vida la vida sin anclas, ligero de equipaje pero con el formidable peso de todos esos nombres de los más grandes de la historia del arte de Talía. Todo se concentra, antes, en ese viejo baúl con el que el viejo artista “carga” cargado a su vez de nostalgia y de pesadumbre y amargura. En el escenario de esa vida huele a derrota, en el balance, dentro de una atmósfera penetrada por la poesía, tan de tu gusto y el mío. Mi muy enhorabuena y un feliz verano. Y un beso también muy lírico en el tono. O muchos.

    1. Eduardo, qué dura ha sido la vida para muchos actores, llamados también cómicos que a ellos tanto les gusta, siempre de pueblo en pueblo, de ciudad en ciudad, para acabar sus días sobre el escenario de algún teatro, el lugar que sienten como su verdadero hogar y ante su público, su única compañía.
      Me alegro que haya sido de tu agrado tanto el tema como mi forma de escribirlo.
      Te deseo un excelente verano, lleno de letras, familia y amigos.
      Besos líricos y muy apretados.

  3. Pilar, tu relato es un hermoso homenaje al mundo del teatro a través de los grandes dramaturgos y, sobre todo, de los actores, los llamados cómicos de manera tradicional. Se trata de cómicos ambulantes que ven cómo desaparece el interés del público. El título ya entra de lleno en este mundo en decadencia. Es el título de la película dirigida por Fernando Fernández Gómez, eminente actor, director y escritor.
    En definitiva, muy bien elegido el tema de este viaje y muy bien contado su triste periplo.
    Muchos besos, amiga.

    1. Carmen, a los cómicos este viaje les dura toda una vida de ausencias e inestabilidad económica. He querido plasmar en mi relato, con ese título tan cinematográfico, la vida de todos ellos, eternos viajeros, siempre con los grandes dramaturgos en su equipaje.
      Muchísimas gracias por tan bello comentario para mi relato.
      Besos muy apretados, amiga.

  4. Ángel Saiz Mora

    En ese baúl se simboliza toda una vida de amor a la profesión, de entrega total, pero también de resultados pobres para tanta entrega. Has reflejado muy bien la vida y hasta la leyenda asociada a esos profesionales nómadas, capaces de dejarlo todo, de ir lejos, de dormir en camas distintas cada noche, para tratar de dar salida a su vocación, a su inquietud. Tu protagonista es coherente con esta filosofía hasta el final, tanto, que termina sus días, de forma literal, sobre las tablas.
    Un relato contado con el buen hacer y la sensibilidad que te caracterizan. Un homenaje a unos profesionales no siempre reconocidos como debieran, capaces de hacer soñar, reír y llorar a muchos.
    Acabo de mudarme y de tener acceso a wifi y aún ando y andaré muy liado. Tengo mucho retraso en leer y comentar, no sé si llegaré a ponerme al día, pero no podía dejar de pasarme por tu relato.
    Un abrazo muy grande, Pilar. Suerte.

    1. Ángel, has captado perfectamente todo lo que quiero expresar con mi relato. Muchos cómicos han viajado a lo largo de toda su vida interpretando tantos personajes… al final todas sus pertenencias son los autores, su público y el escenario.
      Muchas gracias, por pasar a comentar mi relato y arroparme con tus cariñosas palabras.
      Besos muy apretados, amigo.

  5. Me ha gustado mucho el tono intimista con el que nos relatas la vida de este actor venido a menos, lo bien que reflejas los vaivenes del éxito y la manera en que el oficio corre por sus venas hasta el último momento. Sin duda un gran viaje. Enhorabuena y mucha suerte Pilar.
    Bsss!!

  6. Pilar, una bella y triste historia, contada de una forma excelente por tus letras. Este actor, que hasta el final de sus días ha actuado, dejandose la vida sobre el escenario. Nos presentas un bello viaje, un viaje intimista del protagonista por todas esas sensaciones que el deambular por diferentes escenarios le ha ido marcando.
    El título es precioso, dice mucho sobre la historia, ese viaje a ninguna parte, aunque él puede estar feliz ya que gracias a su trabajo ha viajado y ha hecho viajar a todo el mundo que lo ha contemplado sobre el escenario, por ello podría ser un viaje a muchas partes también.
    Pilar una historia genialmente contada que nos traslada y nos hace sentir.
    Suerte y enhorabuena.
    Besos.

    1. Javier, qué bonito todo lo que me dices sobre mi relato. El Viaje a ninguna parte del protagonista, es el viaje que dura toda su vida y que termina en el lugar más parecido a su hogar que tiene, el escenario de un teatro.
      Mil gracias, por todas y cada una de tus palabras y por tu apoyo a mis letras.
      Besos muy muy apretados.

  7. María José Viz Blanco

    Pilar, nos hablas de la vida sacrificada del actor, de aquel que es anónimo y que apenas puede sobrevivir. Triste pero bella historia, sin lugar a dudas. Me enamora la última frase de tu hermoso relato: “dejarán de latir sus pies cansados”. Pura poesía. Enhorabuena.
    Besos.

    1. María José, la mayoría de actores se pasan una vida entera viajando, de pueblo en pueblo, de ciudad en ciudad, para hacernos llegar la magia del teatro. Como bien dices, una vida sacrificada, muchas veces lejos de las luces de neón y que finalizan su vida “entre candilejas”, sobre un escenario cualquiera.
      Muchas gracias por tu hermoso comentario para el relato y para la última frase del mismo.
      Besos apretados.

  8. Calamanda

    PILAR, tus palabras reflejan muy bien lo que significaba ser actor antes y ahora, dentro de los cambios de los tiempos, y ese morir con las botas puestas. Suerte y saludos

  9. Blanca Oteiza

    Pilar,
    Tu relato sabe a poesía y melancolía. Hay vidas distintas, vidas sin un hogar donde descansar de tanto teatro, de tanto viaje recorriendo mundo. Esa soledad compensada con la compañía de los grandes clásicos.
    Un abrazo

  10. Hoy son los cómicos los que se sientan aquí, conmigo en la platea de los comentarios y te hacen una ola, y después, un aplauso cerrado por este bello homenaje a esa profesión tan amada y repudiada a lo largo de épocas y tiempos. Nada lejos de la realidad la historia triste de tu protagonista. Muchos actores y actrices, si consiguen llegar a viejos viviendo de su trabajo han contado con gran suerte y fortuna a lo largo del camino; más, muchísimos más son los que abandonan y, otros, los que acaban su vida al borde de la indigencia y la soledad. Tan dura como hermosa profesión.
    Un abrazo grande, Pilar.

    1. Manuel, qué cosas más bonitas me dices… la verdad es que si hay una profesión viajera, es la de los cómicos. Cuantos de ellos se verán reflejados en mi pequeña historia… bien merecían un pequeño homenaje en forma de microrrelato. Como se suele decir, esta vez “Va por ellos”.
      Muchas gracias por acompañar siempre a mis letras con el calor de las tuyas.
      Besos muy apretados, amigo.

  11. Esos compañeros, tan agradecidos, que nunca dan un reproche, aunque no den palmadas en la espalda, nos regalan frases que se adhieren a nuestra espalda y a nuestros pies y nos hacen más grato el camino.

    Tu viajero, aún sin saberlo, también es afortunado.

    Entrañable texto, Pilar. Un abrazo.

  12. Bonito homenaje a los actores y su eterno deambular de escenario en escenario. Me has hecho pensar el aquel dicho sobre el baúl de la Piquer (que imagino te habrá servido de inspiración, o tal vez no). Lo que me ha despistado un poco ha sido esa alusión a las purpurinas: en segunda lectura deduzco que se trata de los adhesivos que adornan el baúl y que son historia no escrita. Quizás la imagen no me ha evocado exactamente lo que tu querías trasmitir, pues para mí los adhesivos brillantes son poco apropiados en personas de cierta edad y con muchos viajes a su espalda (pero sin duda es un prejuicio mío).
    Al final resulta una historia con tintes románticos, que trasmite sentimientos de añoranza y fatiga al final de una vida en los escenarios.
    Suerte y abrazos,

  13. Anna, en efecto, el baúl de la Piquer sería una muestra de que los actores son eternos viajeros. Unos con más suerte en sus carreras que otros, pero todos sufren esas constantes ausencias de su hogar cuando van de gira.
    Con respecto a las pegatinas que han perdido su purpurina, se trata de una metáfora. Con ella he querido expresar la pérdida del éxito y el glamour, que les hacía brillar en sus mejores tiempos y que ahora ha desaparecido.
    Me he inspirado en tantos actores o cómicos que, a pesar de su decadencia profesional y física, nunca dejan de serlo, buscando el calor de su público, hasta el final de sus vidas, sobre el escenario.
    Anna, agradezco muchísimo tu comentario, que seguro que me ayudará a mejorar.
    Si he sabido transmitir mis sentimientos, de respeto y admiración, hacia todos ellos, me siento muy satisfecha.
    Besos apretados.

    1. Nani, así es. El baúl se va llenando de toda una vida de trabajo, de vivir otras vidas y de experiencias propias que, a veces, son sus únicas pertenencias y su mayor tesoro.
      Muchas gracias por pasar a leerme y dejar tu bello comentario.
      Besos apretados.

Dejar una respuesta