Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

150. Somos como somos (María Elejoste – Mel)

—¿En blanco y negro? Nooo, ¡es mentira!

—Que sí, pequeñajo, los perros no ven los colores, lo dimos en clase de Ciencias.

—Pero Toby ve perfecto, coge las pelotas en el aire y todo.

—A ver, so bobo, que ve bien, pero no distingue los colores: los perros son daltónicos.

—¿Quueeé?  ¿Qué es eso? ¿Quieres decir que es medio cegato?

—Sí, algo así. No ven los colores como nosotros, son bichos defectuosos… como tú, que eres tonto.

—¡Toby no es defectuoso, mamá dijo que era perfecto para mí!

—Claroooo, tu perrito también está enfermo, él no ve los colores y tú no sientes dolor. ¿Ves, a que no te duele?

—No me pellizques, bruto, que me sale moratón.

—Oh, sí, y se pondrá rojo, y morado, y verde, pero Toby no lo verá y a ti no te dolerá.

—Deja a mi perrito en paz, él no tiene la culpa de ser dalto… dalto lo que sea, ni yo tampoco. Los médicos dicen que soy como somos todos.

—Dicen «Cro mo so mas» y por eso te quieren más a ti.

 

3 Respuestas

  1. Martín Zurita

    Hola, Mel.
    delicioso a la par que punzante este diálogo entre hermanos en el que el mayor ejerce su tiranía y revela cierta pelusa por el pequeñajo. En los diálogos es muy difícil diferenciar a los personajes que hablan. El final es memorable, antológico. Besos.

  2. Salvador Esteve

    Una conversación “inocente” entre hermanos donde la enfermedad del menor atrae la atención de sus padres, provocando un sentimiento de celos que nos deja una sensación ciertamente inquietante. Muy bueno, Mel. Abrazos y suerte.

  3. Ángel Saiz Mora

    Somos como somos. Los perros, daltónicos; algunas personas, también; otras, sumamente envidiosas. Un diálogo simpático que no se limita sólo a eso, pues tiene los mimbres de una buena narración que se va revelando poco a poco. El juego de palabras entre “cromosomas” y la frase final, que también es título, también podría considerarse una forma de daltonismo, en tanto las cosas se ven de distinta manera según quién y cómo las mire.
    Se podría decir que es una nueva versión de Caín y Abel, actualizada y bajo un prisma original. Eso sí, esperemos que no terminen igual
    Un abrazo, Mel

Dejar una respuesta