Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

ENCUENTRO 2 4 1 CUARTA RONDA

foto 3MODES LOBATO / EZEQUIEL BARRANCO

Los participantes aquí señalados tendrán que publicar en el espacio reservado a los comentarios de esta entrada del blog, un relato INÉDITO de un máximo de 100 palabras antes de las 20 horas del MIÉRCOLES de 10 de FEBRERO. En este caso te ofrecemos la imagen adjunta de Jose Francisco Álvarez García que debe convertirse en el escenario donde transcurre el relato.

Una vez publicado no habrá posibilidad de corregir ni reeditar.

Tras la publicación de los dos relatos publicaremos en cada entrada un enlace para la Votación Popular que permanecerá abierto hasta el JUEVES 11 de FEBRERO a las 14 horas.

El resultado de este encuentro se hará público en una entrada general de la sección EnoTiCias.

PODÉIS VOTAR EN ESTE ENLACE

8 Respuestas

  1. Sínodo episcopal

    La secretaria escribió el acta de la conferencia doctrinal convocada en el monasterio de Strahov: “Su Santidad el Papa, con el beneplácito de los obispos, ha hecho llamar a seis teólogos para que estudien la Biblia Negra y otros libros malditos, en busca de respuestas”.
    Cuando todos abandonaron la sala, sacó el Libro de Amós de la Sala Teológica que, entre los dieciocho mil volúmenes de la biblioteca, era el resorte de una puerta oculta, y entró en la cámara secreta para dar la buena nueva a Satán, que sonrió satisfecho rodeado de sus ángeles negros.

    1. J u a n P é r e z

      Me encandila este cuento con aromas a Ritual Romano Exorcista y sus antónimos de fondo y mensaje. Deberías leer “Espía de Dios” de Juan Gómez Jurado(en Roca Editorial tienes una primorosa edición) Estos argumentos oscuros son delicatessen para mí.¡Que tengas bonanza!

  2. Modes Lobato Marcos

    CARIDAD

    Nieva sobre Praga.

    En la biblioteca del Monasterio de Strahov, cinco monjes apilan libros cuando alguien llama a la puerta.
    Es una vagabunda que pide limosna.
    La invitan a entrar, asean su cuerpo, curan sus heridas, le dan un plato de sopa caliente, la violan y, satisfechos, regresan a sus quehaceres.
    Ignoran que por las venas de la mujer, y ahora también por las suyas, se arrastra, como una bestia voraz, la peste negra.

    Afuera, la nieve sigue cayendo, indiferente.

Dejar una respuesta