Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

AGO111. INSECTOS, de Rubén RojasYedra

Cada mañana, eran cinco los insectos de la cocina que me recibían en fila y bocarriba junto a la lavadora, y así día tras día. No soy especialista en bichos, pero diría que a más de uno le estaba costando seguir el meneo apurado de patas y antenas, los duros ensayos en decúbito supino. Se estaban entrenando a conciencia para morir.

Ayer mamá volvió del pueblo y ya no he vuelto a tropezar con el pelotón de invertebrados. Seguro que hubiera resultado admirable contemplar con qué disciplina y hasta con qué humor aspiraban sus últimos alientos de pesticida.

12 Respuestas

  1. Rubén, accionar el botón de in insecticida no creo que sea patrimonio de las madres, ni limpiar un poquito tampoco, lo siento me salió la vena…
    Pero me ha parecido simpático ese pelotón de bichitos.
    Saludos

  2. Ese ensayo para morir me tiene trastornada desde ayer. Me viene a la mente alienación, depresión y un extraño viso de dignidad.

    “Se estaban entrenando a conciencia para morir.”… Muy grande eso.

  3. No se me habría ocurrido que los insectos puediesen entrenarse para morir, al regreso de la madre el entrenamiento debió servirles.

    Suerte Rubén, interesante forma de plantearlo. Saludos.

  4. Me asombra que no fuera capaz, el hijo, de pulsar el botoncito del insecticida con sus propias manos, y casi, casi, se resignara a esperar a la madre para acudir al entierro de los invertebrados. Aunque observando el tono del micro, veo que al chaval le importaban muy poco o casi ni le molestaban. ¡Tres meses más! y la cocina necesitaría de un equipo de desinfección, jajá.

    Me gusta ese entrenamiento de los bichos, y ese regocigo de la voz narradora imaginando sus últimos alientos. Un abrazo Rubén y ¡a matar bichitos!

Dejar una respuesta