Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

ARANTZA PORTABALES LLEGA AL PAPEL

portaUna de las noticias que más ilusión nos hace compartir es la aparición de proyectos editoriales de autoras y de autores de ENTC. Creo que este año 2015 está siendo muy fructífero, y estamos a la espera de unos cuantos.

Nos hace especial ilusión servir de eco a la presentación del primer libro de relatos de Arantza Portabales, con el título A Celeste la compré en un rastrillo, porque además de ser una infatigable colaboradora y participante en este blog ha incluído en su selección varios relatos que tienen su origen este concurso.

No olvidéis que A Celeste la compré en un rastrillo, edtado por Zaera Silvar, tendrá su presentación el 1 de Octubre de 2015 en la Librería Cascanueces de A Coruña.

Os dejamos una presentación del libro realizada por quien mejor conoce la obra, su propia autora.

“A Celeste la compré en un rastrillo” es el segundo libro de la colección “Lenguas de ornitorrinco” de la editorial Zaera Silvar. Cuando una sucede a un autor como Pedro Sánchez Negreira, el idioma ornitorrinco se atraganta, aunque sea este idioma hiperbreve en el que una se mueve frecuentemente, buceando en este mundo subyugante de la narrativa de minificción.

Claro que eso fue solo al principio. Rápidamente, me volqué en concentrar todos mis esfuerzos en perfeccionar ese lenguaje. Ha sido un largo camino. A estas alturas creo que el resultado ha sido total y absolutamente satisfactorio. Celeste es lo que siempre quise que fuera. Al lector le diré que en Celeste encontrarán mi voz dispersa en 105 microrrelatos, la mayoría inéditos. La voz que he forjado en los últimos tres años. Y a crear esa voz, Esta Noche te Cuento ha contribuido de una manera crucial. Como ejemplo, un micro enteciano que por supuesto, no podía faltar en mi libro:

La coleccionista

La encontré en un bar de Móstoles, detrás de un whisky on the rocks. Me enamoré de ella al instante. Antes de saber que acabaríamos en su casa. Antes de aspirar su aroma de champú de huevo y desinfectante. Sus pechos eran grandes y cálidos. Sus caderas anchas y confortables. Trabajaba en un viejo hotel de carretera. Limpiando. Le gustaba limpiar. Y atesorar aquellas cosas que la gente dejaba en las habitaciones. Como quien deja atrás media vida. Solía hablarme de esos objetos olvidados. Un vestido de novia hecho jirones, una medalla militar, una Beretta 92, una pierna ortopédica, un fonendo… Jugábamos a inventar historias sobre los dueños de esas cosas. Sobre las razones por las que nunca volvían a buscarlas.

Porque nunca volvían. Nunca.

No he podido olvidarla. A veces, marco su número. Luego recuerdo que fue ella quien me dejó y cuelgo antes de que conteste.

Me gusta imaginarla en la soledad de su sala de estar, enfundada en aquel vestido de novia. Quizá se beba un whisky a mi salud. La estoy viendo, acariciando esa pierna ortopédica. Intentando decidir en qué parte de su vitrina coloca los restos del corazón que me dejé olvidado entre sus sábanas.

46 Respuestas

  1. Eduardo Iáñez

    Joéeeee, la Portabales en papel, qué subidón. Jajaja.
    En serio, Arantza, enhorabuena. Tus relatos no son para menos, se merecen estar acunados en ese invento asiático y milenario. A ti te deseo lo mejor para el día de la presentación; a tu libro, que encuentre la calidez que se merece entre miles de manos.
    Besos.

  2. Yolanda Nava

    Celeste va a tener un montón de lectores, aquí tiene una impaciente por traerla hasta León.
    Sabes cuánto me alegro por tus merecidos éxitos.
    Fuerte abrazo escritora.

  3. Antonia

    Muchas felicidades Arantza. El título es precioso y sugerente, y el micro muy melancólico y bueno.
    Ojalá tengas mucha suerte con él y sea el primero de todos los que escribirás, o sea que le sigan muuuuchos más. Un abrazo.

  4. Pensé que no podía haber nada más emocionante que publicar este libro.Me equivoqué. Sentir el cariño de todos vosotros lo es aún más. Siento no poder ir dándoos las gracias uno a uno, pero GRACIAS a todos. De verdad. De la buena. palabrita del niño Jesús. (Jams, reivindico emoticonos de todos los colores y nacionalidades para demostrar todo lo que siento). Besos mil
    PD. Ton, nos vemos en la Coru.

  5. Ana Fúster

    Que me alegro muchísimo. Que ya era hora. Que estoy deseando tener tu ornitorrinco al lado de “su hermano”. Que estoy deseando leerlo. Que siempre serás mi cojurada. Que todo esto ya lo sabes, así que mejor te mando un abrazo y me callo. Enhorabuena.

  6. Luz Leira Rivas

    Vengo a desearle a Arantza que lo pase estupendamente mañana y que no pase un gramo de nervios: ha hecho algo precioso y ahora ya solo queda disfrutar. Muy feliz día, Arantza!

Dejar una respuesta