Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

25. En aquel hotel de carretera (Manuel García García)

Todo era comenzar, me decía una y otra vez. Finalmente terminé en aquel hotel de carretera de mala muerte. Sami me acompañaba esta vez, a pesar de insistirle que no lo hiciese. Era una mujer muy testaruda.

Recorrimos más de tres mil kilómetros en poco mas de tres días cuando divisé desde lejos la azotea de aquel hotel y me entraron dudas si continuar la aventura. Era algo siniestro, todas las paredes de aquel edificio eran verdosas tirando a grisáceas. Todo estaba destruido por completo y un inmenso árbol desde el interior del patio se había adueñado de toda la estructura. Todas sus ramas e incluso sus raíces se colaban por las puertas, ventanas, escaleras. Era un lugar asediado por el propio paso del tiempo. Por aquel lugar nadie pasaba desde hacia muchos años.

Sami propuso pasar la noche en aquel lugar. Me entró un escalofrío tremendo. Sami era la típica mujer cariñosa responsable con todo pero demasiado loca y sin miedos como para hacerla cambiar de opinión. Sin embargo, yo estaba demasiado turbado con la idea. A decir verdad también asustado con el lugar.

Aquel olvidado y destruído hotel fue abandonado en 1902 por la existencia de entes malignos.

8 Respuestas

  1. J u a n P é r e z

    El argumento apasionante y bien tirado. Me quedo con la esencia de El Aura de lo que posee tu idea. Muy, pero que muy bien. Y para demostrarlo un pequeño presente: Procúrate este libro -y tan pronto visualices la portada, tendrás el primer regalo – “La Mansión Monroe” Editorial Plaza Janés año 2007 de Richard Taylor. El resto del galardón está en leerlo.
    ¡Adiós! by . . ” J “

  2. Paloma Casado Marco

    Me pasa igual que a El Moli, me parece que la historia no ha hecho más que empezar y prometedoramente, por cierto. Te animo a que la continúes.

  3. aurora

    Otra historia que nos deja con ganas de más (por cierto, más con acento, he visto un más en tu relato al que le falta, igual aún lo puedes corregir). Se presta también a seguir las andanzas de tus protas en la próxima luna llena de agosto. ¿Lo veremos?

    Abrazo.

Dejar una respuesta