Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

ENCUENTRO A32. CUARTA RONDA

EVA GARCÍA – ELENA CASERO

Los participantes aquí señalados tendrán que publicar en el espacio reservado a los comentarios de esta entrada del blog, un relato INÉDITO de un máximo de 100 palabras de las 20 horas (hora local española) del VIERNES 8 DE JUNIO que cumpla las siguientes condiciones:

En este relato (incluido el título)

esta PROHIBIDO EL USO DE LA CONSONANTE “P”

salvo en la palabra PRECIPICIO que será de uso obligatorio, ya sea en el texto o en el título.

Una vez publicado no habrá posibilidad de corregir ni reeditar.

Tras la publicación de ambos publicaremos al final de esta misma entrada un enlace a un formulario para la Votación Popular que permanecerá abierto hasta el SÁBADO 9 de JUNIO a las 20 horas.

El resultado de este encuentro se hará público en una entrada general de la sección ENoTiCias.

 

Podéis votar en este enlace. 

6 Respuestas

  1. Eva García

    Juegos

    A Luis no le daban asco y, cuando venía, les ataba cordeles alrededor del tórax como si fueran sogas de seguridad. Así controlábamos mejor a las cucarachas en las carreras entre las baldosas de la acera y se frenaban en el bordillo tirando del hilo. Si no estaba él, nos conformábamos hostigándolas con ramitas, aunque entonces algunas aterrizaban bocarriba en el asfalto y agitaban con angustia las extremidades.
    Me acordé mucho de ellas aquella tarde de viernes cuando, tras salir de la escuela, los mayores acorralaron a Said hasta el borde del precipicio. Ese día no había venido Luis.

    1. Eva García

      Elena, voy a tener unos días complicados, así que te dejo ya mi propuesta. Mucha suerte, un verdadero honor cruzarme contigo. Besos.

  2. Aquí estamos Eva. Yo también tengo una semana liada y voy arañando tiempo para escribir. Mucha suerte también para ti. Siempre es un placer y un honor coincidir contigo. Muchos besos

  3. Vuelo de venganza

    ¿Sabe usted, señoría, que esa letra, causante de mi desgracia, no existe en el alfabeto árabe?
    Claro que no. A nadie le interesa. En el colegio, el maestro se reía de mí. Los niños me humillaban. Nadie entendía que las consonantes oclusivas me resultan inalcanzables. Lea esta muestra: “Precipicio”. Usted la encuentra fácil. Usted no es como yo.
    Sobreviví inventando sinónimos y aguardando. Sé que iré a la cárcel, señoría. Aunque ahora le incomode mi sonrisa, ni la condena más terrible la borrará cuando recuerde, en mi soledad, la cara del maestro volando en el brecibicio.

Dejar una respuesta