Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

46. Geometría sentimental, por Javier Ximens

¡Buagh!, vomito, un kilómetro de pasillos, decenas de puertas y siempre os cruzáis en esta, con ese roce de carpetas y el falso saludo de colegas, como si no supieran todos que te acuestas con él, como si yo no oyera por la noche el navegar de sábanas. Te ha dejado la pizarra llena de dibujos, hoy son los tipos de laberintos: el de mazes, el de caminos alternativos, igual que las amigas que se ha traído a casa, pero nunca para quedarse, se las comió en una noche; el univiario, el clásico, el más sencillo y no encuentras la salida, ¿estás secuestrada?. En la anterior clase dibujó las curvas de una mujer, el rubor te brotó al reconocerte y lo borraste de inmediato. Hoy los dejas, nos aburres con la civilización minoica, con tus dedos caminas por el encerado desde la Puerta de los Leones hasta el centro del laberinto, y allí paras. En tus ojos veo el toro y el deseo.

Tantos planos, papá, y no sabes que la línea recta es la distancia más corta entre tú y yo.

48 Respuestas

  1. Ángel Saiz Mora

    Javier, sé que eres un hombre exigente y poco dado a los halagos. Comentar tus textos, siempre interesantes y meritorios, es todo un reto, en tanto el evaluador sabe que será sabiamente evaluado por el autor. Además, si no se adelanta alguien antes, creo que voy a ser el primero. Así que, con algo de vértigo, me lanzo a la piscina.
    Entiendo que en el relato existe una relación peculiar, deduzco que entre una pareja de profesores. Lo suyo es algo consumado, con sábanas de por medio, aunque también un juego simbólico a través de mensajes gráficos.
    La última frase sirve de contraste entre la sencillez de la relación entre el profesor y su hija, y la que mantiene con su compañera.
    Tengo serias dudas sobre si habré interpretado correctamente. Estaré atento a otros comentarios y a tus explicaciones. Me encanta el título.
    Un saludo

  2. Hola, Ximens.

    Muy visuales los mensajes que se dejan en la pizarra con esos mazes y univiarios. No sé si son más fáciles los segundos que los primeros, pero en cualquier caso el mejor camino es como dice el hijo/a al final, que la línea recta es la distancia más corta.

    La verdad es que me ha hecho releerlo porque en mi primera lectura me parecía que me había dejado algo en el camino. Ahora, ya lo tengo más claro y creo que el título es una buena pista para que todo encaje.

    Felicidades, creo que es una buena historia.

    Un besazo.

    1. Parece que sí, que es un relato complejo (para mí no lo era, pero es lo bueno de recibir comentarios). Ciertamente el título nos habla de las líneas de sentimientos, cuánto menos quebradas mejor, como la que dice tener la hija con su padre. Para mí era hija, por ese ” ¡Buagh!, vomito!” inicial, que se lo oí a una joven, pero me habéis hecho ver que efectivamente no se sabe si es chico o chica. Gracias por comentar.

  3. Bueno. Pues allá voy. La primera parte me ha recordado a técnicas de escritura automática. El parágrafo final me ha indicado que el sentido del relato tenía que ser más claro de lo que a mí me parecía. Le he dedicado más lecturas hasta que al final he concluido que has hecho un oda a la sencillez de la que adolecen algunas relaciones. No sé si iré errado. Espero que el comentario te aporte. Mucha suerte 🙂

    1. Claro que me aporta tu comentario, se trata de un mal relato que casi nadie entiende. Mi intención era mediante un monólogo interior de la hija del profesor de dibujo contar el sentir de que la profesora de historia esté durando más de una noche en la relación con el padre. Para mí era que la joven no quiere otras mujeres en casa que no sea ella.

  4. calamanda

    Javier, se entiende dificultal en la relación entre padre e hijo. Interpretaciones de signos que parecen inequivocos para el chico. Suerte y saludos

    1. La principal dificultad de la relación entre el padre y la hija está en que esta no quiere interferencias sentimentales en casa, el padre yo creo que no se ha enterado. En fin, como dije antes, el relato está poco claro.

  5. Blanca Oteiza

    Javier he tenido que leerlo varias veces y aun asi se me escapa alguna frase. Como dicen por arriba, es una pareja de profesores que comparte sabanas y el hij@ le recuerda que el camino mas corto es la linea recta.
    Como siempre, buen micro.
    Un abrazo

    1. Es la tónica general, leerlo varias veces y aún así no entenderlo. Está claro que no lo está. Pretende ser un monólogo interior que se hace la hija del profesor de dibujo, al hilo de los tipos de laberintos que acaba de pintar su padre y la relación que está manteniendo con la profesora de historia, que para la joven empieza a no gustarle dado que no quiere más mujeres en casa que no sea ella.

  6. Salvador Esteve

    Ximens, interesantísimo relato. Mi interpretación es la de una hija que reflexiona sobre las laberínticas relaciones amorosas de su padre, y que le reprocha el abandono o falta de interés de la relación con ella misma. Muy bueno. Abrazos.

    1. Gracias, Salvador, es cierto que la hija reflexiona sobre los amores del padre, y no es que se sienta mal por la relación con el padre, sino que no tenga en cuenta que una nueva mujer en casa también le afecta a ella.

  7. Creo que tu relato en sí es un laberinto. Y no es un juego de palabras, lo leeré mas despacio, porque se seguro que es muy interesante y nunca escribes nada al azar.
    Besos

  8. Gracias, Ximens por habilitarlos. Pues te comentaba que después de alguna lectura intuyo que es un niña que detecta que su padre es infiel a su madre (por lo de toro), aunque también podría ser viudo. Ambos son profesores y capto de la última línea una indirecta a su padre para que tenga en cuenta que le ha pillado. Suerte, Javier, este mes.

    1. Como te dije en privado: a verdad es que me sorprende la reacción de los lectores, yo veía el relato bastante sencillo y observo que se tiene dificultades, lo que demuestra que uno lo ve claro y no lo está tanto. Tan “sencillo” como una joven (para mí la frase “buagh, vomito” la asocio a una joven”) que admite que su padre (profesor de dibujo) se acueste con otras mujeres (se supone divorciado o separado) y no le preocupa a la hija, es sin embargo la profesora de Historia la que parece que está durando demasiado y la hija no quiere otra mujer en casa que no sea ella. ¿Complejo de Electra? ¿No quiere otra madre?. El laberinto es de sentimientos.

  9. Mar Horno

    Madre mía Ximens, el mismo relato es un laberinto de sentimientos, pasiones y secretos velados. Y la metáfora, siempre la metáfora, como una maraña de hilos, imposible de desenredar. Un abrazo.

  10. María Elena Sánchez Álvarez

    Ximens, lo he leído varias veces y a mi me parece que es una compañera del hijo quien se relaciona con su padre. Esa linea recta, no sé si se referira a la rectitud que el hijo demanda del padre. En el amor o en las relaciones siempre hay distintas perspectivas para diferentes miradas.
    Desde luego es un laberinto de emociones y sentimientos.
    Ya iré viendo los comentarios.
    Un abrazo y suerte.

    1. ¡Agua!, jeje. No te preocupes, María Elena, ya he dado claves en comentarios anteriores, pero lo que me queda claro es que no está claro. Gracias. Se trata (eso creía) de unos celos (nada que ver con el sexo) que tiene la hija de esa profesora que está durando más con su padre de lo que ella desea.

  11. Javier, no voy a entrar a desentrañar tu micro, ya que las conclusiones a las que llego, posiblemente equivocadas, ya las he visto reflejadas en alguno de los comentarios. Solo decirte que si lo que querías es hacer un laberinto de micro lo has conseguido con creces. ¡Felicidades y suerte! Saludos

  12. Izaskun

    Estimado Javier:
    Te escribo algo preocupada porque tras la segunda lectura del micro a mi me sigue sugiriendo una imagen menos bienintencionada que la de mis compañeros. Creo que padre e hija estan luchando de alguna manera contra lo que sienten uno por otro. Ella, celosa ante las amantes que ocupan el sitio que ella quisiera tener y él intentando ignorar el deseo prohibido se vuelca en brazos de otras mujeres. De todas formas te felicito por elaborar un micro con tanta “miga”.
    Un abrazo.

    1. No fue esa mi intención, como ya he dicho antes no se trata de deseos sexuales padre e hija, es más la hija es actual y ve natural que su padre tenga amigas para sexo, pero lo que no le gusta es la profesora de Historia y que no salga del laberinto de su casa. En fin. Gracias por comentar.

      1. Izaskun

        Siento la errónea interpretación, Javier. Como te he dicho en mi micro, a veces mis lecturas son un poco retorcidas… Procuraré ponerle solución, 😉
        Un abrazote

  13. Muchas gracias por vuestros comentarios. Soy de los que cree que si un micro necesita explicarse es porque está mal escrito. Prefiero no publicar “mi explicación”, por lo menos hasta finales de mes, pues eso afectaría a comentarios futuros. No obstante, algunos comentarios han dado en la esencia.
    Al ser un monologo interior (o pretende serlo) hay mucha información que el personaje sabe y los lectores no, y aquí es por donde se nos va el relato.

  14. Hola Ximens, voy a esperar a ver qué nos cuentas, pues después de leerlo varias veces, he cambiado de impresión otras tantas. Me encantará saberlo de tu puño y letra.
    Un abrazo.

  15. Sigo dándole vueltas a este laberinto, leo, releo y me lanzo a dar una interpretación que no sea repetida, a ver que tal: el hijo observa la relación entre su padre y una colega, ambos profesores universitarios; él le va dejando mensajes ocultos en forma de dibujos laberínticos; pero el hijo, enamorado en secreto de la misma mujer, tiene otra táctica: la línea recta, y por la reacción de indiferencia de ella ante los últimos dibujos de su amante, creo que se alzará vencedor en este triángulo isósceles. Ya me contarás.
    Suerte y saludos

    1. Uff, que lío he montado. No le des más vueltas, Anna, ya os contaré pero mi intención era más sencilla, simplemente, admite amantes de una noche para su padre, pero la profesora de Historia está durando demasiado, y ella (la hija, pues para mí es chica) no quiere en casa más mujeres que ella. ¿Electra?. Por cierto, Anna, felicidades por ganar en Lmb, no sabía que eras tú.

  16. aurora

    Ximens, si te sirve de consuelo a mí me parece que se entiende bien. Además veo un lenguaje apropiado para una chica adolescente, desde ese Buagh inicial hasta “dibujos”. Después no. Me chirría un poco el nivel de conocimientos porque me la imagino en el actual bachillerato y me parece que andan un poquito más flojos, aunque igual no, yo que sé, hace mil años que acabé COU!!

    Bueno, lo que te digo, que se entiende bien y mola.

    Abrazo

  17. Xavier pues a mí me encanta que puedas explicar, comentar y allanar el camino en tus relatos si así hace falta. Es genial tener una charla contigo sobre lo que haces, una relación directa entre el lector y el autor. No todo debe ser entendido pero sí leído y no todo tiene que se interpretado como el escritor quiere. la literatura, la narración, el hecho de contar es libre para ambas partes así que, por mi, espero que sigas dando todas las explicaciones posibles sin pensar que un relato es malo o bueno porque tenga que explicarse.
    Qué habría sido de Borges, de Joyce, de Cortazar y otros muchos si se hubieran puesto a pensar en que algo que escriben no se entiende. Ellos escriben y nosotros leemos.
    Tu relato está bien narrado, tiene sentimiento, secretos, cosas sin decir y muchos cabos de los que tirar.
    Abrazos

    1. Izaskun

      Ole el Maestro Montesinos. Coincido plenamente contigo. Ole por un buen micro, y por el buen hacer del autor que nos permite bucear en sus letras.

    2. Estoy de acuerdo contigo, además, este espacio ENTC te permite eso, comentar y dialogar. Creo que “el problema” del relato está en el uso de la primera persona. Es un diálogo interior que tiene la hija. En fin, creo que todos hemos aprendido.

  18. No voy a urgar en la herida, yo también me perdí. A veces uno lo ve tan claro que no entiende que los demás no lo vean. De todos modos es un relato rico al que un retoque de chapa y pintura puede dejar de primera.

    Abracísimos.

  19. Reconozco que me has retado a encontrar la hebra con la que devanar la madeja, y que tras una segunda lectura, he conseguido dehacer los nudos y ver a una niña, a su padre (profesor) y a otra mujer dispuesta a ocupar la plaza de madre. Esa intensidad en el tramdo del relato va como anillo al dedo con el tema del mes, quizá por eso me gusta tu relato.
    Un abrazo.

  20. En la primera lectura consigo captar que es un monólogo interior. En la segunda veo a la ¿chica? que a través de ese monólogo cuenta como ve la relación del padre con alguien que no es su madre. y ya en esta tercera lectura hago trampas y leo comentarios y más o menos es lo que había deducido al leerlo, reproches de la hija hacia su padre por una relación que ya no es solo de una noche.
    no está mal contado, Ximens, ni mucho menos, pero necesita una lectura atenta y cuidadosa y te digo también que para hacer este realto yo hubiera necesitado más palabras.

    Te deseo mucha suerte

    Besitos

Dejar una respuesta