Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

22. La falsa sobrasada (Jesús Coronado)

A la edad de cinco años mi única preocupación era saber cómo conseguir una caja de cartón con la que fabricarme el coche de carreras que ganara al resto de críos del callejón. Los remiendos en la ropa y que mi madre creyera que me engañaba cuando le pedía sobrasada y me daba pan con aceite y pimentón espolvoreado era lo de menos. Como lo eran los comentarios que se escuchaban sobre la virtud y las entradas y salidas de hombres desconocidos en casa de Juanita cuando su marido salía a buscar trabajo y sus hijos estaban en el colegio. Aun recuerdo a Carlitos, el menor de los hijos de Juanita, con el que compartía más de una vez los bocadillos de  falsa sobrasada que le sabían a gloria. Es ahora, en estos tiempos en que llegar a final de mes es complicado, cuando mejor recuerdo la virtud de Juanita y el hambre de Carlitos. Qué razón tenían aquellos versos encontrados entre las páginas de mi libro de poemas favorito

“La casa de mi vecino

Dos puertas tiene a dos calles:

Cuando el hambre entra por una,

Por otra la virtud sale.”

18 Respuestas

  1. calamanda

    Jesús, tu relato de pinceladas costumbristas, es hermoso y se lee muy bien. Las crisis como la de ahora llevan a la superviviencia; eso deja marcas que no se olvidan. Suerte y saludos

  2. Salvador Esteve

    Jesús, buen reflejo de las necesidades de una época. El refranero, como siempre, acertado, la necesidad obliga. Me ha gustado. Abrazos.

    1. Jesús Coronado

      Nunca debemos juzgar. Incluso sabiendo los motivos por lo que se hace lo que se hace. Pero este caso es particular. El hambre y la necesidad es mala compañera de viaje, sobre todo si se une a unos hijos a los que hay que alimentar. Gracias por pasar. Un abrazo.

  3. Jesús, la forma de sobrevivir en tiempos de crisis es muy variopinta, y en el caso de tu micro ese pan con falsa sobrasada me pareció algo genial,y la moral en esos momento no tiene cabida en sus vidas.
    Muy bien narrada la historia y el escenario en la que ocurre.
    Un abrazo.

Dejar una respuesta