Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

61. LÁGRIMAS (María Jesús Briones Arreba)

Desciende la niebla al imaginario. Pantalla sin texto y memoria caliente.
Los ojos vidriosos almacenan humor salado, hoy gris ceniza, color de la desolacion y la nada.

Resbala los lentes por la pista de una nariz apinochada. Se abraza a si mismo. Surge la imagen de un joven ceniciento.
Así se lo hicieron saber los compañeros de aquel centro de élite, donde le había colocado su sangre noble.
No consiguió deslizar una montaña ni encajar una bola en el hoyo. Entonces sus lágrimas fueron granates, como el fracaso de la sangre espesa.

Fantaseaba con Germana, una muñeca de dulce que todos pretendían lamer.
Formó bloque con el descapotable rojo, resonando motores a modo de enjambre de moscardones. Ella parecía ciega y sorda, hasta que el timbre de una bicileta la invitó a forman tándem. Lágrimas amarillentas de bilis y calabaza regaron su tez recien afeitada.

El gato ronronea su pienso y él piensa y piensa… Una primera linea evocadora sobre el folio blanco, abre el grifo de gotas cenicientas que emborronan la página convirtiéndola en una pelota para el felino.

32 Respuestas

    1. María Jesús Briones

      Agradezco tu comentario, Edita. Esas balas que tu aprecias, son lágrimas del protagonista inútil ante circunstancias que han ido apareciendo en su vida, recordadas a través de un texto que intenta escribir y tampoco consigue.
      Gracias mil

  1. Ángel Saiz Mora

    Distintas situaciones, vistas desde la perspectiva de una gran sensibilidad, como lo prueban esas sentidas lágrimas que todas las escenas tienen en común y dan título al relato.
    Suerte y un saludo

    1. María Jesús Briones

      Creo que es la vida misma del protagonista, recreada ante un texto, que también se le resiste en esta ocasión.
      Millones de gracias por tu comentario, Angel

    1. María Jesús Briones

      Lamento no haberte hecho llegar, el problema del protagonista, que quiere plasmar su vida frustrada , ante el ordenador primero, y el folio que se le resiste más tarde.
      Agradezco tu punto de vista, Mercedes.

  2. Tiene algunas imágenes interesantes, pero tanto lirismo creo que requiere demasiado esfuerzo por parte del lector para “desentrañarse”. Aunque no es mi estilo, te deseo suerte, se nota el trabajo. Un saludo.

    1. María Jesús Briones

      Te comprendo perfectamente, Carlos. Resulta dificil desentrañar todo lenguaje que no sea, el que nos ofrecen cotidiánamente las cadenas de televisión y los “ilustres personajes”, que a diario nos riegan los oídos.
      Agradezco mucho tu observación.

  3. Esperanza Tirado Jiménez

    ¿Puede ser que el protagonista sufriera un accidente grave y estuviera internado en un hospital? Y, aunque ya haya superado -más o menos- esa fase, ese es el recuerdo (la niebla) que le impide escribir.
    Al menos eso es lo que interpreto.

    Saludos y Suerte.

  4. Cuando me cuesta un poquito comprender el texto me ayudo de los comentarios tanto de visitantes como de la autora en este caso. Así he comprendido mejor lo que nos quieres transmitir.
    Me quedo con la individualidad de las frases que me parecen preciosas.
    Un abrazo.

    1. María Jesús Briones

      Gracias, Virtudes por tus amables palabras.
      Quizás, mi forma un tanto críptica de escribir se la culpable de que a veces no llegue el texto a todo el mundo.
      Besito virtual

    1. María Jesús Briones

      La poesía no se comprende, se siente.
      He transmitido un sentimiento poético, sin habermelo propuesto. Curioso fenomeno.
      Le agradezco su punto de vista.

  5. María Jesús, opino, al igual que otros comentaristas, que en tu relato (que me gustan mucho los párrafos por separados por su prosa poética) falta algo de nexo de unión entre ellos, para que funcionen al cien por cien todos juntos. Es sólo mi opinión eh. Al leer tu explicación ya sí , pero vaya, suele pasar, a mí también por supuesto.
    Destacaría dos cosas que me han gustado mucho; tu prosa poética y la lenta cadencia que tiene todo el relato, al ritmo de la lágrima que cae. Esa lentitud de la gota que arroya…
    Mucha suerte!
    Saludos!
    Sandra 🙂

    1. María Jesús Briones

      Quizás haya que leer despacio el texto, para encontrar el nexo.
      Es posible, que los saltos del presente al pasado, puedan despistar en algún momento, pero yo creo que existe unión.
      Mil gracias, Sandra, por emplear tu tiempo en comentarlo.
      Saludo afectuoso.

  6. Mª Belén Mateos

    Tu relato destila además de lágrimas, una hermosa prosa poética.
    La inspiración te hecho llenar ese folio en blanco que tu protagonista emborrona y arruga en una pelota.
    Suerte María Jesús.

  7. Mar Horno

    Tu relato me sugiere tantas cosas que hasta asusta. Tiene mil lecturas, me provoca mil sensaciones, con rasgos propios de la poesía. Un abrazo.

  8. Javier Palanca

    Las sensaciones que la escritura poética provoca son muy particulares de cada cual y basta con una agradable lectura.
    Aun así se entiende muy bien el final que pretendes trasnsmitir, todo lo anterior se interpreta mejor tras él.

    Enhorabuena y un abrazo

  9. Salvador Esteve

    La vida nos coloca en un contexto social y de relaciones con el que tenemos que lidiar, transmitirla en un texto es una manera de endulzar las lágrimas derramadas en su transcurso; la niebla siempre tiende a remitir. Un texto precioso, María Jesús. Abrazos y feliz verano.

  10. Reve Llyn

    Cuesta seguir el hilo de lo que se cuentas entre tanta poesía. Cuesta porque despistan las imágenes que vas creando, son deliciosas y te alejan con demasiada fuerza del hecho en si que quieres narrar. Pero esto es así, o te dejas arrastrar y te metes en “el poema” o pasas por encima y no te enteras de nada. Yo he hecho dos lecturas, una para enterarme de lo que le pasa a tu prota y otra para recrearme en el texto.

Dejar una respuesta