Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

78. Un viaje especial

Dice madre que los inviernos en la choza son duros, pero una vez has pasado el primero, el cuerpo aguanta los que te echen. Lo sabe, porque se quedó hace diez años para parirnos un cuatro de enero a mi hermano y a mí. Yo nací “debilucho” y me quedé con ella, pero a Javi se lo quedaron los señoritos, que nunca tuvieron hijos. En agradecimiento, nos trasladaron a vivir a la casucha con chimenea del valle y, una vez al año, acercan a madre al pueblo, nos compran pan blanco y, como yo no voy a la escuela, me traen libros pasados del señorito Javier y revistas viejas con dibujos de viajes por la galaxia. En las noches de verano aprendí los nombres de todas las estrellas, dicen que soy listo y podría ir al espacio como unos astronautas que fueron hace poco.

Mañana toca bajar, para mí subir, los señores estrenan coche, parece una nave espacial, con luces de colores y muchos botones, por primera vez me dejan ir.

Días atrás empezó el deshielo, pero por si vamos lejos, me pondré las botas nuevas de padre, para dejar huella, como Armstrong en la luna.

Malu.

35 Respuestas

  1. Pablo Núñez

    ¡Qué gran historia, Malu! Que forma de trasladarnos a un pasado no muy lejano en tierra de Santos inocentes y enlazar esa vida con las estrellas y el suelo, que habremos tenido casi todos, de ser astronauta.
    Por un lado el relato desvela esa vida que a tu protagonista le tocó vivir por los desvaríos del azar y por otra, la pasión por el universo que se esconde tras las nubes.
    El final, lo de la huella, me parece antológico.
    Pedazo de relato. Me ha encantado.
    Un besazo.

    1. Mª Luisa Gómez Lozano

      Qué te puedo decir, mi querido Pablo, te doy las gracias por ayudarme con mis dudas, por elogiar este, mi estreno y por ser un amor de persona que está siempre para los demás.
      Beso grande.

  2. Hola, Mª Luisa.
    A mí me ha recordado también a esa España no tan lejana, pero tan real y tan abrupta, donde la vida de las personas valía menos que la de cualquier perro.
    Un abrazo y mucha suerte.

    1. Malu

      Lo podemos situar en España, aunque también es válido para cualquier parte del mundo, ya que lamentablemente la desigualdad entre personas es universal.
      Mil gracias por tu comentario Towanda.
      Besos.

  3. Ángel Saiz Mora

    Pero bueno, acabo de encontrarme la grata sorpresa de leer en ENTC a Antonio Bolant y ahora, como quien no quiere la cosa, veo que también ha hecho su aparición mi amiga Malu-María Luisa. Igual que a él, quiero decirte que estoy encantado. Sobre tu relato, me parece de una ternura infinita, ambientado en una época reciente de este país nuestro, donde la desigualdad podía hacer que las personas vivieran en universos separados, que un viaje a la Luna pareciese una broma frente a la distancia insalvable entre unos y otros, verdaderos kilómetros de años-luz, incluso hasta perteneciendo a la misma familia.
    Tu entrañable personaje tiene intención de dejar huella, como Armstrong. Yo estoy seguro de que tú también vas a dejarla aquí.
    Un abrazo grande, Malu. Suerte

    1. Malu

      Querido Ángel, aquí estoy, encantada con la bienvenida que he recibido.
      Como siempre, tú dando en el clavo, desigualdad incluso perteneciendo a la misma familia y habiendo nacido el de la misma madre y el mismo día.
      Yo no creo que deje mucha huella por aquí, el listón está muy alto, pero lo voy a intentar.
      Mil gracias por la acogida, un beso enorme.

  4. Así visto, que bien visto está, naves espaciales hay unas cuantas y no están tan lejos. Afortunadamente están los viajes espaciales y los valientes que los emprenden, eso es una suerte gorda.
    Buen micro y el tono, desde una perspectiva infantil poniendo el acento y la mirada en lo justo.
    Suerte!

    1. Malu

      Así es Luisa, cada uno desde su punto de vista tiene cerca o lejos las naves espaciales.
      Coincido contigo en que solo los valientes son capaces de emprender viajes espaciales y/o especiales.
      Mil gracias y muchos besos.

  5. Sobre el suave tono de la voz de un niño nos haces recorrer una historia tremendamente dura. Las clases sociales que condicionan la educación y la suerte de las personas, quedan incrustadas tan profundamente como esa huella final que sirve de colofón a un relato extraordinario.
    Me ha parecido una historia que te deja muy cerca de sus personajes.
    Preciosa, Malu.
    Un abrazo.

    1. Malu

      Querido Antonio, parece que nos hemos estrenado por aquí el mismo día, te parecerá una tontería pero a mí me ha hecho una ilusión tremenda.
      Sobre el micro, pues sí, historia dura y no muy lejos de la realidad seguramente.
      Y como siempre, tu comentario una delicia, ¿qué más puedo pedir?
      Un beso grande, mil gracias.

  6. Un magnífico relato en el que, a través de la mente de un niño, describes las injusticias y atropellos que se cometieron en otro tiempo en España. Recuerda mucho a Los santos inocentes de Delibes, pero con el ingrediente tan bien integrado del sueño espacial y esa huella que nos ha dejado tu pequeño protagonista. Veo por los comentarios que tú también te estrenas en ENTC. 🙂 Muchos besos, guapa, y mucha suerte también.

    1. Malu

      Matrioska, así es, al igual que tú me estreno con este tema sobre viajes espaciales, te digo lo mismo que a Antonio, que me alegra muchísimo coincidir y estrenar a la par, de verdad.
      Es cierto que recuerda a Los santos inocentes, en realidad la idea vino un día que estaba paseando entre los campos toledanos casi frontera con tierras extremeñas y vi una choza donde siempre me dijeron que vivían los pastores. A partir de ahí fui desarrollando la idea y el micro salió del tirón.
      Mil gracias Matri, un beso enorme y suerte a ti también, guapa.

  7. Antonio Javier Alvarez

    Me ha encantado el tono del relato, su concisión y el contenido. Se acerca mucho a lo que, personalmente, pienso que tiene más mérito: crear un clima para lanzar un mensaje relevante y profundo en pocas líneas. Enhorabuena.

    1. Malu

      Es una alegría para mí llegar a ENTC y encontrarme esta acogida, estoy feliz de haber podido transmitir todo lo que dices en este, mi estreno.
      Mil gracias por tu comentario Antonio Javier.
      Besos.

  8. María Jesús Briones

    Una muestra profunda, de un País y una época profunda. Lo has plasmado con mucho realismo, y un poquito de amargura.
    Me agrada leerte en ésta página Malu, espero sea la primera de otras muchas.
    Un beso.

    1. Malu

      Me agrada enormemente encontrarte aquí María Jesús, nos leemos allá por donde las letras no lleven.
      Muchas gracias, te mando un beso grande.

  9. M.José Franqueza Palacio

    Mi querida Malu, primero decirte que estoy encantada de tener un nuevo sitio para poder disfrutar leyendo tus pequeñas-grandes historias. En cuanto al relato, me parece que tiene un gran contenido donde clavas lo que son las diferencias sociales, y ese destino que determina nuestras vidas. Es un relato tan real como la vida misma.
    Un fuerte beso, Malu.

    1. Malu

      Mª Jose, qué alegría encontrar tus comentarios también en ENTC.
      Diferencias sociales que hemos visto todos y que era justo escribir sobre ellas.
      Un beso enorme.

  10. Parece fácil, hablar primero de Javi y después del señorito Javier. Intuimos lo mucho que les costaría aceptar el “trato”
    Crudo relato, querida Malu, con un final, muy inteligente, que le viene al pelo al tema que nos concierne.
    Un abrazo y un deseo grande… ¡¡¡suerte!!!

  11. Qué relato tan encantador, Malu. Me he enamorado de ese pequeño personaje y deseo con todas mis fuerzas que cumpla su sueño y llegue a las estrellas. Los mismos deseos que tengo para ti. Bienvenida a tu casa enteciana y muchos besos.

    1. Malu

      Encantada estoy yo, mi querida Belén, por lo bien que me estáis tratando. La verdad es que estoy feliz de estar por aquí con tan buen ambiente y mejores personas.
      Besos mil.

  12. Blanca Oteiza

    Qué preciosidad de relato Malu, me parece entrañable la forma en que lo cuentas. Haces una buena descripción de la separación de los dos mundos tan cercanos pero a la vez tan lejanos.
    Un abrazo

  13. M Belén Mateos Galán

    Una historia contada con gran delicadeza. La voz de un niño y su inocencia nos recorre por una vida de penurias llevadas con una sonrisa por sus sueños.
    ¡Dos vidas tan distintas en una misma sangre!
    Un broche final con una imagen fantástica.
    Todo un espacial y especial estreno Malu. Bienvenida a esta casa, ahora tu casa y por supuesto a esas historias que tan bien narras.
    Un beso enorme preciosa.

  14. Enrique Mochón Romera

    Muchas buenas historias se nutren de personajes frágiles aunque dotados de un don particular que les lleva a dejar una huella importante. Este niño de la tuya se gana muy pronto nuestro cariño y nuestra admiración, y hace que deseemos que llegue muy alto, que logre todos sus propósitos a pesar de haber nacido en “la cara mala del mundo”. Sin duda has creado un personaje muy especial.
    Enhorabuena, Malu, y mucha suerte con esta preciosa y tierna historia.
    Un beso grande.

  15. Calamanda Nevado

    Jose, preciosa forma de contar la desigualdad social de estas familias y la aceptación de los papaeles. Suerte y saludos

  16. Ton Pedraz

    Estupendo relato MALÚ. Nos presentas a un personaje con agallas, orgulloso, y que no reniega de lo que es. A un superviviente de una época no tan lejana.
    Relato cargado de ternura. Me gustó mucho. Te leeré.
    Ton.

  17. Salvador Esteve

    Un relato que nos transporta a otra época de la mano de la inocencia y la ternura. Armstrong dejó su huella en la Luna, el pequeño protagonista en el hielo, y tu relato en nuestra memoria. Un placer leerte por aquí, Malu. Abrazos.

Dejar una respuesta