Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

52. IMÁGENES NOCTURNAS

El hombre de negro sale al balcón y estudia las ventanas de los edificios vecinos, comprueba que nadie lo está mirando, se agacha a la altura de la barandilla, enfoca sus prismáticos e inicia la observación. Pasa rápidamente sobre imágenes de familas cenando pizza frente al televisor; ve una pareja que discute con una violencia tal que le hace migrar de ventana. Descubre a dos amantes que han escapado al calor del apartamento y hacen el amor en el balcón, pero como su  ángulo de vision no es bueno debe dejarlos y continuar. En una ventana muy iluminada un matrimonio de obesos devora su cena como si fuera la última, y el hombre se retira asqueado por la gula y los churretes de salsa que cubren mentones y papadas. Frente a él, pese al bochorno de la noche, tres adolescentes libran una pelea de almohadas. A través de los prismáticos el hombre casi puede tocar los torsos esbeltos en los que riela la transpiración, siente un deseo inconfesable y escapa del balcón en plena pelea, luego, con las imágenes nocturnas bullendo en su cabeza, enciende el ordenador y, tras un avemaría apresurado, acomete la escritura de su próximo sermón.

4 Respuestas

  1. Ángel Saiz Mora

    Observar a los vecinos sin que ellos lo sepan, entre las sombras de la noche, no es algo nuevo, lo original de tu relato es que se trate de un sacerdote. Bien mirado, desde ese balcón se asoma al mundo, del que forma parte y ha de nutrirse si quiere ser guía espiritual de sus feligreses, es testigo de las bajezas humanas, que casi se confunden con las propias, lo cual le sirve como materia prima para futuros sermones.
    Una historia bien armada y un personaje cuya naturaleza no conocemos hasta el final, a quien podemos criticar, o comprender.
    Un abrazo y suerte, Jorge

  2. Jorge Zas

    Gracias por tu comentario, Ángel. Como bien dices, la observación es la forma que utiliza el sacerdote para obtener la materia prima para sus sermones. Un título que manejé fue “Insumos” pero me decanté por el otro para no cerrar el texto a otras interpretaciones.
    Saludos

Dejar una respuesta