Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

41. Me hierve la sangre

“No hace nada…sólo quiere jugar…”¡Pues que juegue contigo! ¡Tu cachorrito acaba de destrozarme las carísimas medias que compré esta mañana! ¿Me las vas a pagar?

Silencio.

Subo a casa para cambiarme y casi me da un infarto cuando el lindo gatito de mi vecina sale disparado de debajo de mi cama,  OTRA VEZ.

Con los pantis a media pierna, la mano en el corazón y bufando como un toro me planto en la puerta de María.

OTRA VEZ , mil disculpas que ya no me sirven.

¡¡¡R E S P E T A M E!!!

Fantástico todos aquellos que deciden convivir con animales pero YO NO QUIERO.

Me giro  encendida de furia , doy  un portazo y pienso:

Si yo entiendo tu pasión por la jauría animal con la que convives y prefiero ir a una cafetería a charlar contigo a entrar en tu casa, ¿por qué demonios no me entiendes tu a mí y recuerdas  cerrar la puerta para que no se escape tu gato?

Mañana seré el cotilleo de toda la escalera, qué desagradable la vecina del segundo, con lo bonito  que es mi Lucifer….sé que me va a costar la vida social , no estoy en sintonía.

6 Respuestas

  1. Ángel Saiz Mora

    La convivencia no siempre resulta fácil. Somos diferentes y de los roces, a menudo inevitables, pueden saltar chispas que propaguen incendios.
    Es comprensible y respetable el punto de vista airado del personaje que cree recibir agresiones no buscadas, como también la actitud de la dueña de Lucifer, ángel para ella, demonio para su vecina.
    Un relato que incide en la necesidad de respetar, en ponerse en el lugar del otro, la comprensión y la buena voluntad como agua que apaga incendios.
    Un abrazo y suerte, Ana

    1. Ana Alcocer

      Gracias por tu comentario, tan acertado como siempre. Efectivamente a todos nos vendría bien tatuarnos en el cerebro las palabras tolerancia y respeto. Siempre resulta complicado ir contracorriente, te sientes incomprendido absolutamente.
      Un abrazo y gracias de nuevo

    1. Ana Alcocer

      Gracias por tu comentario, si fuéramos más tolerantes y respetuosos todo sería más llevadero, con una mente abierta y educación la vida no es tan complicada ,no porque esté de moda tenemos que obligar a nadie a tener mascota, además se evitarían muchos abandonos de aquellos que solo fueron animalistas por quedar bien.
      Gracias otra vez por detenerte conmigo.

  2. Ana Alcocer

    Tienes toda la razón, cualquier pequeña discrepancia puede desembocar en un gran conflicto cuando la buena voluntad y la inteligencia emocional se van de vacaciones.
    Gracias por dedicarme un comentario.
    Un abrazo

Dejar una respuesta