Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

101. Turno de noche (Juancho)

Un rumor de muertos recorre el cementerio; más allá de la medianoche; cuando el guarda, sentado en la garita de entrada, empieza a dar las primeras cabezadas. De un manto de calígine fluyen verbos y pronombres, adverbios y conjunciones, adjetivos de todos los colores. Espectros todos en tenue movimiento. Charlas de corrala. Verborrea de patio de vecino. Cháchara entre tumbas:
—No pido más, quiero ser un buen recuerdo alguna vez.
—Tú estás en el paraíso y yo también.
—Anduve borracho muchos años, después morí.
—RIP, RIP, ¡Hurra!
—Les dije que estaba enfermo.
—Ya me parecía a mí que ese médico no valía mucho.
—Aquí yace Molière, rey de los actores, ahora hace de muerto y lo hace bastante bien.
—La verdad, no me parece nada del otro mundo.
—Siempre decía que los pies le estaban matando, pero nadie le creía.
—Disculpe que no me levante señora.
—No sé qué hago aquí.
—¡Dejadme en paz!
—…
Con los primeros rayos de sol un soplo recupera los lamentos, los envuelve y, como gotas de rocío, uno a uno los reintegra a la impávida quietud del mármol. Canta el gallo y se abren los ojos del vigía. Otra noche tranquila. Resucita un día nuevo.

39 Respuestas

    1. Me he tenido que leer unos cuantos para hacer la selección, y no he puesto más por falta de espacio, pero algunos son de traca, como el del payaso:«Me voy, no los entretengo más», genio y figura… Muchas gracias María Jesús. Besosss!!!

    1. El RIP, RIP, ¡Hurra!, cuenta la leyenda, que es el que quería poner Groucho Marx en el epitafio de su suegra, ¿será verdad?
      Muchas gracias por venir hermanita!!!!! Besosssss!!!!

  1. Ángel Saiz Mora

    En”Toy Story” los juguetes cobran vida cuando nadie los ve. Aquí los muertos intercambian diálogos a través de lsus epitafios, menuda actividad desarrollan en ese divertido turno de noche; es lógico que después, durante el día, permanezcan quietos como tumbas, tendrán que descansar alguna vez.
    Un abrazo, Juancho, como siempre, en plena forma

  2. Un epitafio bien tirado puede ser un perfecto resumen de nuestra vida, un microrrelato que nos dibuje, una caricatura de lo que en esencia somos. Por desgracia no es algo que dejemos atado, quizás porque no nos gusta pensar en la muerte. Tal y como me he planteado el micro no es una historia de muertos vivientes, sino más bien al contrario. Es la vida, por medio de unas frases propias o ajenas, la que hace una incursión en el terreno de la muerte. Muchas gracias por tu visita y tu cariñoso comentario. Un fuerte abrazo, Ángel!!!!

  3. Izaskun

    Qué micro más simpático y desenfadado te has marcado, Juancho. Estoy con Rafa, tiene aroma de ganador. Suerte también para mañana, crack.
    Un besote.

    1. ¿Qué intrincadas historias se esconderan bajo esa punta de iceberg que es el epitafio? Me conformo con que tenga aroma, que es lo menos que se le puede pedir a un buen café. Esta tarde procuraré estar a la altura y que pasemos un rato. Muchas gracias Izaskun!!!! Por todo. Besosssss!!!!

  4. La verdad es que el tema me hizo interesarme por ellos, y ahora vienes tú proporcionando tan buenos ejemplos. Vaya, yo también quiero uno, espero tener mucho tiempo para pensármelo :). Tu relato es una excelente representación del tema propuesto, Juancho. ¡Un abrazo!

    1. Muchas gracias Luz. Me tuve que leer unos cuantos para intentar componer un diálogo medio coherente. Ha sido divertido, me queco con eso. Ánimo, seguro que estás a tiempo de regalarnos una de tus joyas. Besosssss!!!

  5. Mª Belén Mateos

    Original dialogo de epitafios. Y es que leerlos es curioso pero cuando se hilvanan y de ellos sale un relato como el tuyo es un gusto y no un disgusto el leerlos.
    A cada cual más dispar, a cada uno una personalidad.
    Me encanta esta historia que tranquila se cuenta en noche con ánimas muy despiertas entre espíritus que se supone que descansan.
    Suerte y un abrazo de los grandes Juancho.

  6. Juancho. Me ha gustado mucho el relato y la situación que plantea. Lleva tu sello, el de esa manera de contar que tanto admiro que consigue que todo parezca mucho más fácil de lo que es en realidad. Muy grande. Después de tantos textos leídos aún eres capaz de insuflarle savia nueva a la consigna. Te deseo mucha suerte 🙂

Dejar una respuesta