Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

UNA INSPIRACIÓN… PREFERIBLE

Capítulo 22. El papel de las cosas preferibles 
Pues ¿quién duda que el varón sabio tiene una materia más amplia para desenvolver  su espíritu en medio de las riquezas que en la pobreza?. En ésta no hay más que un género de virtud, no abatirse ni dejarse deprimir; en las riquezas, la templanza, la generosidad, el discernimiento, la organización, la magnificencia tienen campo abierto. No se despreciará el sabio aunque sea de pequeñísima estatura, pero preferirá ser alto. Y débil de cuerpo o con un ojo de menos estará bien, aunque prefiera gozar de la robustez corporal, y esto a sabiendas de que hay en él algo más vigoroso. 
Soportará la mala salud, la deseará buena. Pues algunas cosas, aunque tengan poca importancia para el conjunto y puedan ser sustraídas sin destruir el bien principal, añaden algo, sin embargo, a la alegría constante que nace de la virtud. Así las riquezas lo conmueven y alegran como al navegante un viento propicio y favorable, o  un día bueno y un lugar soleado en el frío del invierno. Y, por otra parte, ¿cuál de los sabios –hablo de los nuestros, para quienes el único bien es la virtud- niega que  también las cosas que llamamos indiferentes tengan algún valor en sí y sean unas  preferibles a otras?. A algunas de ellas se hace algún honor; a otras, mucho. Y no hay  que engañarse, entre las preferibles están las riquezas. “¿Por qué entonces, dirás, te  burlas de mí, si tienen para ti el mismo lugar que para mí?”. ¿Quieres saber hasta qué  punto no tienen el mismo lugar?. Para mí las riquezas, si se pierden, no me quitarán  más que a sí mismas; tú te quedarás pasmado, y te parecerá que estás abandonado de  ti mismo si se alejan de ti; en mí las riquezas tienen algún lugar; en ti el más alto; en  suma, las riquezas son mías, tú eres de las riquezas. 
SÉNECA; De la felicidad. Edit Anaya

1 Respuesta

Dejar una respuesta