Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

07. Escena final (María José Escudero)

Tras el “silencio, se rueda”, la cámara enfoca a la actriz principal que viste con el típico desaliño de una mujer que se siente poca cosa. La escena tiene lugar en un espacio asfixiante y sombrío y le da la réplica un actor de imagen vulgar que, con poco maquillaje, queda perfecto para el papel. De repente, ella hace un movimiento brusco, inesperado y al mismo tiempo grita: “Ya puedes decir que te duele más que a mí, ahora sí que lo puedes decir”. Visto entre bambalinas parece como si se hubiese salido del guión y nos perturba un poco. Todavía ignoramos la causa de su arrebato y nos preguntamos a qué viene esto. Pero, según iremos descubriendo a través de algunos flashbacks, el personaje se ha cansado de ocultar su mirada herida, y no ha podido contenerse.

“Ahora sí que te duele más que a mí”, repite y repite, se desgañita transfigurada. Luego, tras escucharse un portazo, hace mutis por el decorado. Y lentamente, la cámara desanda el camino por ella andado hasta enfocar al hombre que, encogido, gimotea y trata de hacerse un torniquete con un paño de cocina.

—¡Corten! —ordena el director—. Es la toma buena.

10 Respuestas

  1. Ángel Saiz Mora

    Las actrices y actores de raza saben convencernos, en cada momento, de que el papel que encarnan les pertenece, no es un disfraz para la ocasión. Desde luego es el caso de esta pareja. Ella, en especial, con ese arranque de ira, previo a su marcha del escenario, deja al público y a nosotros, lectores, en un mismo nivel de incertidumbre, con la pregunta en el aire de si habrá sucedido de verdad o no, si formaba parte del guion o se trata de una ficción maravillosamente interpretada. A partir de ahí, el desenlace queda abierto, esa escena final no deja indiferente. El director dice que «es la toma buena», pero así y todo, flota un resquicio de duda, sobre si ese trabajo tan potente no tendrá debajo una base real, de ahí que sea tan creíble, de ahí también la originalidad del relato.
    Un abrazo y suerte, María José

  2. Barceló Martínez

    Hola, María José.
    Estás hecha toda una artista, permíteme felicitarte también por tus ilustraciones.
    Nos dejas con la duda de si ese final es de película o no, personalmente creo que más bien lo segundo.
    Un saludo.

  3. Buenísimo, con reflejos de auténtica ira en un marco fuera de lo común. Una introducción atractiva, desarrollo apropiado y un final electrizante. Me ha gustado mucho, he disfrutado de la lectura. Enhorabuena, María José.

  4. María José Escudero

    Estimados compañeros. En primer lugar quiero agradeceros vuestra visita (siempre grata),y también el amable comentario. No me gusta nada, nada la violencia, pero como sabréis por experiencia, cuando escribimos somos capaces de cualquier cosa, de herir e incluso de matar. Mi objetivo con este humilde relato es simplemente que cada uno lo interprete como quiera. Puede tratarse de una excelente trabajo de interpretación o puede tener una base real ( en el mundo del cine y del teatro siempre ha habido parejas famosas que han trabajado juntos y supongo que con sus más y sus menos). Si quería destacar que, con respecto a la violencia de género, las personas que están alrededor ( entre bambalinas) no siempre entienden y necesitan muchas pruebas. Y como nunca he podido entender esa frase maltratadora : » Me Duele más que a ti «. Por eso me he servido de ella para que el personaje comprenda que puede, que debe apartar de esa historia tan tóxica.
    Bueno, ya me callo. Gracias, Ángel; gracias, al otro Ángel y gracias, Óscar. Un abrazo desde Santander, hoy soleado.

  5. Un relato muy curioso en el que no se sabe qué partes son de la realidad y cuales pertenecen a la interpretación; si el desaliño y la vulgaridad forman parte del guion o de la vida. En algún momento utilizas el apóstrofe para buscar cómplices entre los lectores… y lo consigues. Buen relato. Suerte y abrazos.

  6. Parafeaseando a la famosa película, «Más extraño que la ficción» es que la ficción se vuelva realidad para la actriz y el actor en pleno rodaje, y que sólo ella y él (que no se veía venir la agresión pero se ve que se la merecía) se den cuenta y que para el director sea «la toma buena»…

    Una escena final que se las trae, y es todo mérito tuyo, María José… ¡Felicidades!

    Cariños,
    Mariángeles

  7. Hola, María José, has conseguido con tu precisa narración que seamos espectadores de primera fila. La tensa atmósfera que ya se palpa desde el principio de la escena, nos va envolviendo con cada movimiento de los personajes. Yo lo he vivido como que pertenece a la vida real. Que ella está de él hasta el moño, de aguantar su malos tratos. Para más inri, tener que escuchar por parte de él continuamente eso de «me duele más que a ti» (un intento canalla de justificar lo injustificable) ha terminado por agotar la paciencia de la mujer, que acaba haciendo lo que nunca hubiese deseado. Suerte con esta buena escenificación de la ira, Mª José. Besos desde Pamplona.

    1. María José Escudero

      Me alegra mucho que te haya gustado esta ‘escena final’ en la que realidad y ficción se quieren mezclar. A ver si de una vez encontramos la escena buena(Educación)para acabar con tanta violencia. Muchas gracias, Juana María por acercarte y comentar. Un beso dese Santander 😚.

Dejar una respuesta