Esta Noche Te Cuento. Concurso de relatos cortos

Single Blog Title

This is a single blog caption

ENVIDIA Y CELOS PARA EL VERANO

“Casi siempre los celos se relacionan con la envidia. Pero la diferencia básica es que se siente envidia de lo que uno no tiene y celos de lo que uno tiene.”

Fernando Savater

 

Vaya dos “bombas” poderosas que ponemos en marcha para pasar el veranito. Dos emociones tan cercanas y tan alejadas entre ellas a la vez que, con la inspiración de esta preciosa ilustración de Paloma Casado, nos van a dejar una preciosa colección de intensas historias en las que, muy probablemente, la razón y el sentimiento entren en un un conflicto de difícil solución.

Amigas, compañeros… nos toca escribir, leer sobre LA ENVIDIA o LOS CELOS

 

Nos ha sorprendido encontrar una definición en la RAE de la envidia tan … inocua

ENVIDIA

1. f. Tristeza o pesar del bien ajeno.

2. f. Emulación, deseo de algo que no se posee.

 

Según esta definición no hay nada malvado ni negativo en ese deseo o en esa tristeza por anhelar lo que otros tienen, es más, podríamos reconocerlo como un sentimiento y una emoción que suele ser habitual. Tal vez sea esa la razón de que a veces hablemos de una “envidia sana”, la que solo se queda en admiración, en ese reconocimiento de la fortuna o la felicidad del otro, sin ir más allá, sin despertar un sentimiento de acabar con ese estado o suplantarlo… y si fuera así, en esa tesitura en la que el «envidiado» sea objeto de nuestro resentimiento encontraríamos esa “envidia” perversa y enfermiza. Siempre encontraremos a alguien feliz por nuestra suerte… pero también habrá algun@ que crea que no la merecemos. La literatura siempre es una buena manera de experimentar con la realidad, de intentar ahondar en el fondo de las palabras y en las claves de la existencia… Ya estamos deseando leer esas historias

 

Pero si no os convence la potencia de ese concepto os proponemos otro, que a veces hasta se confunde con él, y que forma parte de toda la narrativa y la lírica desde sus primeros albores: LOS CELOS

Así define la RAE el celo (aunque nosotros sepamos bien que siempre los sufrimos en plural… jajajaja)

1. m. Cuidado, diligencia, esmero que alguien pone al hacer algo.

2. m. Interés extremado y activo que alguien siente por una causa o por una persona.

3. m. Envidia del bien ajeno, o recelo de que el propio o pretendido llegue a ser alcanzado por otra persona.

4. m. En los animales, apetito sexual.

5. m. Época en que los animales experimentan el celo (apetito sexual).

6. m. despect. coloq. Méx. Período del ciclo menstrual de la mujer en que se produce la ovulación.

7. m. pl. Sospecha, inquietud y recelo de que la persona amada haya mudado o mude su cariño, poniéndolo en otra.

La emoción a la que responden los celos es la angustía por perder lo que tenemos o disfrutamos, y princIpalmente suele materializarse en el ámbito de las relaciones humanas: la pareja, la familia, los amigos… En el centro de ambas se encuentra el sentido de “la propiedad” (precioso asunto en sí mismo para la escritura y la tertulia) pero mientras los celos se enfocan en el miedo a perder lo que se posee y se desea conservar, en el caso de la envidia se presenta hacia algo que se desea y que se encuentra lejos de nuestra posibilidad de obtenerlo. Proust, Calderón, Lorca, Shakespeare, Cervantes o Vargas Llosa han escrito obras maestra en torno a ello.

En realidad, se ha escrito tanto de uno y otro tema… aquí os dejo algo de lo que algunos escribieron ya por si os despierta la curiosidad de realizar un cmino propio a partir de ellos.

 

El tema de la envidia es muy español. Los españoles siempre están pensando en la envidia. Para decir que algo es bueno dicen: «Es envidiable».

Jorge Luis Borges

 

La envidia va tan flaca y amarilla porque muerde y no come.

Francisco de Quevedo

 

La envidia es una declaración de inferioridad.

Napoleón I

 

La envidia es el gusano roedor del mérito y de la gloria.

Francis Bacon

 

Quien no es envidiado, no es digno de serlo.

Esquilo de Eleusis

 

Virtud envidiada es dos veces virtud.

Francisco de Quevedo

 

Todos los tiranos de Sicilia no han inventado nunca un tormento mayor que la envidia.

Horacio

 

La envidia en los hombres muestra cuán desdichados se sienten, y su constante atención a lo que hacen o dejan de hacer los demás, muestra cuánto se aburren.

Arthur Schopenhauer

 

Nadie es realmente digno de envidia.

Arthur Schopenhauer

 

Los celos son la prisión más desesperanzadora del mundo. Porque es una prisión en la que el preso se confina a sí mismo. Nadie lo mete a la fuerza. Uno entra por voluntad propia, cierra con llave desde dentro y lanza la llave por entre los barrotes. Y nadie en el mundo sabe que está ahí recluido.

Haruki Murakami

 

Hay ocasiones en que no comprendo cómo puede amar a otro hombre, cómo se atreve a amar a otro hombre, cuando yo la amo con un amor tan perfecto, tan profundo, tan inmenso; cuando no conozco más que a ella, ni veo más que a ella, ni pienso más que en ella.

Goethe

 

“El enamorado celoso soporta mejor la enfermedad de su amante que su libertad.”

Marcel Proust

 

Se sufre de dos clases de celos: los del amor y los del amor propio.
Fiódor Dostoievski

“Ni siquiera la prueba de lo absurdo de sus sospechas podrá consolar al celoso, porque los celos son la enfermedad de la imaginación.”

Vicente Aleixandre

 

“El celoso ama más, pero el que no lo es ama mejor.”

Molière

 

“Los amores pasados siempre ofenden a los amantes nuevos, por muy muertos que estén aquéllos.”

Javier Marías

4 Respuestas

  1. Puri Rodríguez

    Muy respetables las reflexiones de este ramillete de firmas ilustres, de hombres todas ellas, curiosamente. Respetables, pero muy discutibles algunas.

  2. Ángel Saiz Mora

    Envidia y celos, una combinación explosiva, germen de muchas posibles historias.
    Muy buena ilustración, Paloma, con ese corazón atrapado por las ramificaciones de un ojo demasiado vigilante.

Dejar una respuesta